Montevideo. El gobierno uruguayo buscará desarrollar mecanismos para asociarse con el sector privado, con el objeto de aumentar las inversiones que se destina a proyectos de infraestructura en el país.

Según detalló el vicepresidente Danilo Astori, actualmente se destina alrededor de US$1.300 millones, que corresponde a cerca de tres puntos del Producto Interno Bruto (PIB), cifra que “resulta insuficiente”, explicó, informó El País.

Y detalló que para lograr las obras que se pretenden ejecutar, habrá que llegar al 5% o 6% del PBI, y en esa tare es necesario “convocar al sector privado”. Para ello, se requiere establecer mecanismos sobre “la base de nuevos instrumentos que supongan diferentes formas de asociación entre los sectores público y privado”.

Asimismo, agregó que una vez que se que se logre este progreso de asociación, habrá “condiciones de asegurar recursos también para las otras prioridades programáticas que se ha trazado el Frente Amplio, como son necesidades del país como educación, seguridad y vivienda”.