Montevideo. Las exportaciones del rubro ovino totalizaron en los 12 meses acumulados a setiembre pasado US$352,6 millones, 6,6% más que en igual período del año anterior, según la información divulgada por el Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL).

El jefe de Divulgación y Análisis Económico del SUL, Carlos Salgado, comentó que la mejora “se debió básicamente a los precios” de los productos que componen el rubro (lanas y productos de lana, carne, pieles y ovinos en pie).

Según las estadísticas del SUL, con base en la Dirección Nacional de Aduanas, 75,5% de las ventas al exterior correspondió a lana y productos de lana, que reportaron US$266 millones en divisas, 12,9% más que en igual período del año anterior.

En volumen, Uruguay exportó en los últimos 12 meses un total de 49 millones de kilos de lana equivalente lana sucia, considerando lana sucia, lavada y peinada, 20% menos que en los 12 meses acumulados a setiembre de 2010.

El 65,3% se exportó peinada, el 19,4% sucia y el 15,3% restante lavada. Las colocaciones de lana peinada cayeron 16,7% y las de lana sucia 40,2%, en tanto las ventas de lana lavada aumentaron 8,6%.

Salgado recordó que “de los 49 millones de kilos de lana exportada por Uruguay, 20 millones de kilos fueron importados en admisión temporaria para peinar”.

El otro dato interesante de las estadísticas divulgadas por el SUL es la caída de 15,5% en las divisas obtenidas por la carne ovina y la disminución en dólares de 43,3% por las ventas de ovinos en pie.

En el contexto de una disminución de la faena de ovinos y la retención que realizaron los productores ovejeros, Salgado comentó que “la baja en carne ovina fue en volumen, pero los altos precios permitieron que la caída no fuera tan grande”.

De esa forma, Uruguay colocó en el exterior en los 12 meses acumulados a setiembre pasado un total de 11,5 millones de kilos de carne ovina, 47,8% menos que en igual período del año anterior.

Con relación a los destinos de las exportaciones del rubro ovino, el SUL informó que “fueron 52” y el principal en lana y productos de lana, en términos de valor, continuó siendo China, con 39,3% del total, seguido por Alemania (14,3%) e Italia (14%).

China adquirió el 84,8 de la lana sucia, seguido por Italia con 9,2%. En lana lavada, la estadística también la encabezó China, que compró 36,9%, seguido por Italia con 24,1%. Finalmente, en lana peinada, China adquirió el 26,2%, lo que representó 25% menos que un año antes, seguido por Alemania con 19,5%.

Respecto a la carne ovina, fueron 33 los destinos, encabezados por Brasil, que adquirió en el último año a setiembre 40,3% en volumen. Lo siguió China, con 16,3%, y Alemania, con 7,2%.

En divisas, la carne ovina reportó un total de US$72,4 millones en los últimos 12 meses acumulados a setiembre pasado.

El principal destino también fue Brasil, con 41,9%, seguido por Alemania, con 14,5%; China, con 6,6%; Reino Unido con 5,6%; y Países Bajos, con 5,5%.

En carne ovina, Brasil compra enfriada y congelada con hueso, que también la compra China. La carne con hueso es más valiosa que la desosada.

“Mucho interés y entusiasmo”. Así definió el presidente del Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL), Joaquín Martinicorena, la jornada del Plan Estratégico Nacional del rubro ovino que se realizó el lunes 24 en el Centro Comercial de Rivera. En una zona donde compite con la forestación, la agricultura y la lechería, unos 160 productores, algunos de ellos uruguayos, “compartieron estrategias de destete, así como testimonios de otros productores”, dijo Martinicorena.