Montevideo. El gobierno de Uruguay incentivará la creación de fuentes de agua con el objetivo de prevenir eventuales sequías en el país, así lo dio a conocer este domingo el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), Tabaré Aguerre.

A raíz de las escasas lluvias, el misterio anunció un plan para paliar la situación, y también decretó estado de emergencia agropecuaria en los siguientes departamentos: Artigas, Salto, Paysandú, Río Negro, Rivera y Tacuarembó.

Entre las medidas anunciadas por la autoridad gubernamental están la flexibilización impositiva para la importación de raciones, el pastoreo a la vera de los caminos, la suspensión del cobro del Fondo Agropecuario de Emergencia y la entrega de alimentos y suplementos proteicos.

Según informó Prensa Latina, Aguerre aseguró que para la adaptación al cambio climático la ganadería deberá mejorar la disponibilidad del líquido y para ello se realizará un llamado a diseñar proyectos hídricos e implementarlos a la mayor brevedad.

De esta manera, los productores que lo hagan de forma independiente tendrán exoneraciones fiscales por ser inversiones productivas que incluirán la compra de molinos, conductos plásticos y bebederos.