El Ministerio de Economía y Finanzas de Uruguay aspira a que todas las adquisiciones de paquetes en el exterior se reúnan en el régimen de las cinco compras anuales por internet por hasta US$200 cada una –incluso el instrumento de compra por hasta US$50 que nunca se derogó–, y en el que estarán incluidas las adquisiciones por el Correo Uruguayo y aquellas realizadas en los portales chinos.

La mencionada cartera y la Dirección Nacional de Aduanas (DNA) le comunicaron esta intención el pasado miércoles a las empresas courier, al igual que exigirles que quien realice compras en el exterior mediante internet deba ser propietario de una tarjeta de crédito internacional y sea él mismo quien reciba la mercadería. Decreto mediante, estas nuevas restricciones se pretenden implementar desde el 1° de enero.

Esta semana, las autoridades reunieron a las principales firmas courier para informarles sobre los cambios que implementará en el régimen de compras web. La intención es dotar de mayores controles a las compras por internet tal como han reclamado los comercios y shoppings locales al entender que se trata de una competencia desleal al no pagar impuestos en Uruguay, más allá de que en su país de origen sí lo hacen.

Hasta el momento, el decreto que rige las compras por internet por hasta US$200, costo que incluye la mercadería, flete y seguro, permite que con una misma tarjeta internacional puedan comprar varias personas.

A su vez, las empresas facilitan el pago a las personas que no tienen tarjetas de crédito internacionales, para que realicen compras en el exterior. La empresa se encarga del pago en Estados Unidos y luego le factura los costos al cliente, que tiene la posibilidad de abonar a través de una red de pagos.

Las autoridades también controlarán que no se utilice la cédula de identidad de un menor para comprar, como ha sucedido desde que se instauró el régimen en julio de 2012. La semana que viene las partes volverán a reunirse.

Según supo El Observador, el MEF y la DNA preparan un nuevo decreto que incluirá los nuevos controles, pero también que los llamados “envíos familiares” de hasta US$ 50, que “hoy por hoy no entran dentro del régimen” de hasta US$ 200, sean considerados como tales.

“Eso va a entrar en los cinco cupos”, dijo una fuente de una empresa courier. Además, se va a aplicar para los paquetes que ingresan por el Correo y también las compras que no sean a Estados Unidos. “Si traes un paquete de US$10 de Ali Express -de China- va a contabilizar como una vez dentro de las cinco adquisiciones", comentó otra fuente.

Para controlar que la tarjeta de crédito internacional sea de la persona que adquiere el producto, Aduanas pedirá más datos, como solicitar los últimos cuatro números de la tarjeta con la que se realiza la operación, además del correo electrónico del usuario.

Este sábado la DNA requiere el nombre, la cédula, el valor de flete, de la mercadería y del seguro, el contenido, la dirección y el teléfono. Además, el contenido de los paquetes deberá ser detallado: no bastará señalar que allí dentro hay zapatos o una camisa, sino también se debe definir la marca; tampoco será suficiente asegurar que se trata de un accesorio electrónico, sino que deberá especificarse qué tipo de artículo es.

Las empresas consultadas por El Observador aseguran que este mayor control sobre la herramienta, que nació al abrigo del TIFA –el acuerdo que firmó Uruguay con Estados Unidos–, era de esperar y que, de fondo, “no cambia mucho el régimen actual”.

“El monto no se tocó y el régimen continúa. El decreto sigue, pero sí, con más control. La idea es continuar y convivir en paz”, dijo una fuente courier aludiendo a la relación con los comercios locales y sus reclamos.

La queja mayor entre las firmas courier es el poco tiempo con que cuentan para ponerse a tono con las nuevas medidas. En tiempo de zafra, como suele ser diciembre, llegar al 1° de enero con todo al día es “complicado”. “Hay todo un desarrollo de software, de procedimientos que ni siquiera están hechos, así que esa es la única parte que nos llamó mucho la atención”, dijo otra empresa courier.