Detroit. General Motors reportó este martes unas ganancias netas a partir de operaciones continuas mejores de lo previsto, a pesar de una caída de sus ingresos, y prometió reducir la producción de autos en el segundo semestre a fin de disminuir los crecientes inventarios de vehículos en las concesionarias.

La mayor automotriz de Estados Unidos mantuvo sus previsiones de utilidades para el 2017, en una noticia que hacía subir en más de 1% sus acciones en las operaciones previas a la apertura de Wall Street.

Excluyendo ítems extraordinarios, la compañía ganó US$1,89 por acción. Analistas esperaban en promedio que los beneficios trimestrales de GM llegaran a US$1,69 por acción.

Los resultados del trimestre excluyen las pérdidas en las operaciones europeas de la automotriz, relacionadas a su marca alemana Opel y a la unidad británica Vauxhall, que está siendo vendida al grupo francés PSA.

La divulgación de resultados se produce en momentos en que Wall Street se muestra temeroso de que la industria automotriz de Estados Unidos esté ingresando a una fase de desaceleración luego de varios años de robustas ventas.

Los fabricantes de vehículos han reportado una baja de la facturación por cuatro meses consecutivos y expertos apuntan a los altos inventarios.

Hasta fines de junio, GM Co tenía 150 días de suministros de autos para vender, por encima de la provisión de 90 días con la que contaba en abril. La compañía dijo el martes que los inventarios en concesionarias en el segundo trimestre aumentaron en 273.000 unidades frente al mismo periodo de 2016.

GM planea recortar su producción en Norteamérica en 150.000 vehículos en el segundo semestre del 2017, en relación al primer semestre, dijo el martes el presidente financiero de la compañía, Chuck Stevens.

Además, GM aún tiene previsto reportar una ganancia de entre US$6 y US$6,50 por acción en el 2017.

La automotriz reportó una ganancia neta para el segundo trimestre de US$2.400 millones, o US$1,60 por acción, que se compara con la utilidad de US$2.800 millones, o US$1,74 por papel, registrada en el mismo periodo del año anterior.

Excluyendo ítems extraordinarios, la compañía ganó US$1,89 por acción. Analistas esperaban en promedio que los beneficios trimestrales de GM llegaran a US$1,69 por acción.

Los ingresos trimestrales de GM se ubicaron en US$37.000 millones, un descenso respecto a los US$37.400 millones registrados en el mismo periodo del año anterior y por debajo de la facturación de US$40.100 millones prevista por analistas.