Buenos Aires. La occidental provincia argentina de Mendoza solicitó más información a la brasileña Vale sobre un proyecto de potasio de US$4.600 millones, al considerar que el gigante minero no estaría cumpliendo con regulaciones locales.

El pedido no interrumpirá las obras en marcha de Vale para poner en funcionamiento el proyecto Potasio Río Colorado, dijo a Reuters el director de Protección Ambiental de Mendoza, Ricardo Debandi, quien de todos modos indicó que la empresa podría ser sancionada en caso de incumplir el requerimiento.

"En ese marco (de que no remitan la información), en función de lo que nos da la ley, vamos a ver si merece sanciones la empresa", dijo Debandi por teléfono.

El funcionario explicó que "la empresa ha remitido información, pero no la suficiente" como para constatar que se está cumpliendo la ley de "compre mendocino", que busca favorecer a las empresas radicadas en la provincia.

Mendoza dio a Vale un mes de plazo para remitir la información y también solicitó a la empresa su plan de inversiones en el proyecto para los próximos cinco años.

De acuerdo a una norma local, el proyecto Potasio Río Colorado de la minera Vale deberá abastecerse en un 75% con proveedores de Mendoza y un 75% de la mano de obra también deberá ser oriunda de la provincia.

"Hasta la fecha no se ha constatado que la empresa haya dado cumplimiento estricto del 'compre mendocino'", indicó Walter Vázquez, subsecretario de Hidrocarburos local, citado en el sitio de internet del Gobierno provincial (www.mendoza.gov.ar).

Una vez concretado, el proyecto convertiría a Argentina en uno de los cinco mayores productores de fertilizantes del mundo. Río Colorado comprende el desarrollo de una mina con capacidad inicial de 2,4 millones de toneladas por año de potasio.

El proyecto también prevé la construcción de un ramal ferroviario de 350 kilómetros e instalaciones portuarias y termoeléctricas.

Se prevé el inicio de las operaciones para el segundo semestre de 2013, según datos de Vale.