Entre US$3 mil y US$8 mil más, en promedio, se ubicaría la diferencia de precios de los carros nuevos (ensamblados e importados) que se venden en Ecuador en comparación con los de otros países, como Colombia, Perú o Chile, dependiendo de la marca y el modelo.

Esto, considerando las recientes listas de precios del 2015 de concesionarias locales con las de países vecinos.

Manuel Murtinho, gerente de la Asociación Ecuatoriana Automotriz (AEA), explicó que los costos más altos se deben a los impuestos y aranceles que los importadores nacionales deben cancelar y en algunos casos salvaguardias.

Por ejemplo, el Chevrolet Sail, de motor 1.4, ensamblado en el país, el auto más vendido en el 2013 con 11.329 unidades, según la Asociación de Empresas Automotrices del Ecuador (Aeade), cuesta US$18.240; mientras en Colombia se vende a 30.090 pesos (US$12.400).

En Ecuador se debe pagar el Impuesto a Consumos Especiales (ICE) que varía de acuerdo al costo del vehículo y puede llegar hasta el 35%, el Fondo de Desarrollo para la Infancia (Fodinfa) que es el 0,50%, y el 5% de Impuesto a la Salida de Divisas, según datos de la AEA.

Además, hay que pagar gastos de nacionalización, el 12% del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el 40% del ad valórem (sobre el total), según cifras proporcionadas por la AEA. Estos dos últimos tributos también se pagan en otros países, con variaciones según cada legislación.

En el caso de los vehículos ensamblados en el país, la importación de partes y piezas (CKD) también debe pagar IVA y otros aranceles y el carro terminado el ICE, señaló Juan Bermeo, presidente de la Cámara de la Industria Automotriz (Cinae).

Mientras, Murtinho dijo que los aranceles empezaron a encarecer los carros desde el 2008 con la reforma al ICE al pasar de un valor del 5,15% fijo a uno variable del 5% hasta el 35%.

Gustavo Castellanos, secretario general de la Asociación Nacional Automotriz de Chile (ANAC), dijo desde Santiago que el 93% de los vehículos que importa ese país no pagan aranceles por los tratados de libre comercio que se han firmado con algunos de los países de origen. Añadió que el 7% restante cancela el 6% de importación y no existe restricción.

En Chile el promedio de precios de autos económicos bordea los US$5.200, incluyendo la comisión del concesionario.

Castellanos explicó que los valores se calculan tomando como referencia el precio CIF (Costo, Seguro y Flete, en inglés), a lo que se le suman los gastos de aduana, por entrada y el flete. Esto da un precio bruto al que después se le agrega el margen del concesionario, el margen del importador y se genera un precio neto. A esto, se le suma el 19% de IVA y da un precio sugerido para la venta.

Mientras, Murtinho aseguró que el sector importador de carros prevé una nueva alza de precios en los automotores menos costosos por la próxima entrada en vigencia de la norma RT INEN 034, que suma 24 elementos más para la seguridad.

Este mes entró en vigencia un aumento de impuesto a la importación de partes y piezas (CKD) de vehículos, entre el 5% al 15%, según la Cinae. El cambio se aprobó en la Resolución 051-2014, de diciembre pasado, del Comité de Comercio Exterior (Comex).