La estatal Petróleos de Venezuela, o PDVSA, recibió una línea de crédito de US$1.500 millones del Banco de Desarrollo de China y del portugués Banco Espírito Santo, informaron este martes las compañías.

La línea de crédito es amortizable en tres años con una tasa de 450 puntos base sobre la tasa Libor y tiene un período de gracia de nueve meses, señala el comunicado.