Caracas. La agenda legislativa de 2011 tiene previsto retomar la propuesta de una Ley de Banca Pública, para establecer normas que diferencien esta actividad del negocio de la banca privada.

Los diputados del oficialismo consideran que la Banca Pública debe tener un significado y regirse por términos distintos, por ejemplo, las tasas de interés no pueden ser iguales en el sistema público y en el privado, deben establecerse la figura de los créditos solidarios y los préstamos sociales con bajo rendimiento.

Es indispensable a juicio de los asambleístas hacer normativas separadas, pues es sistema público no puede seguir rigiéndose por la Ley de Bancos que aunque establece obligaciones con los planes sociales para la banca privada, no define la función que debe cumplir el sistema de banca pública, la cual no puede tener como fin último, el lucro.

Las leyes que entrarán para debate en este período están orientadas, según los diputados del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), a fortalecer el sistema de inversión del país, para asegurar un desarrollo económico estable, y que este se traduzca en calidad de vida.

También está previsto que se de entrada a la reforma del sistema tributario, a la reforma del Código de Comercio el cual debe ser actualizado, la Ley Antimonopolio, la Ley de Turismo Popular, la Ley de Exportaciones, la Ley de Hacienda Pública Estadal, la Ley de Seguro Agrario.

Además están las propuestas de los partidos de oposición que piden hacer la Ley del Fondo de Desarrollo Nacional (Fonden), reformar la Ley de Indepabis, y una Ley para la democratización de la renta petrolera.

Se espera que esta semana la Comisión de Finanzas termine de fijar su agenda para este período. Sin embargo, esto no es una camisa de fuerza, otras normas que no formen parte de este primer plan, también pueden entrar en el debate en el transcurso del año.