Caracas. El primer mandatario de Venezuela, en su mensaje anual, Hugo Chávez, admitió que 2010 había sido un año "difícil" en materia agrícola. Sin embargo, según las cifras que enunció en su mensaje anual el pasado sábado en la Asamblea Nacional, sólo un rubro reportó resultados negativos.

El caso que resaltó el ejecutivo fue el del arroz, cuya producción cayó 2,7%, al pasar de 1.193.000 toneladas producidas en 2009, a 1.161.000 en 2010, según las cifras del Ministerio de Agricultura y Tierras. "Fue por el verano", agregó Hugo Chávez.

Las estadísticas que lleva la Confederación Nacional de Asociaciones de Productores Agropecuarios, (Fedeagro) apuntan una caída pronunciada: 30,75%.

Chávez hizo énfasis en resaltar los rubros donde se habían obtenido resultados positivos según las cuentas oficiales, como el maíz, rubro en el cual la producción subió 25% en 2010, cuando llegó a 2,4 millones de toneladas producidas, contra las 1,9 toneladas obtenidas el año anterior. Mientras que las cifras de Fedeagro señalan un crecimiento menor: de 4,65% en 2010.

Chávez indicó que la producción de café de la expropiada de Fama de América fue de 12%.

El primer mandatario nacional destacó el incremento "tímido" de 10% en la producción de sorgo, 7,47% de maní, 10% de arvejas, 17% de frijol, 7% de quinchoncho, 3,6% de ajonjolí, 22% en el caso del algodón y el "bajo" crecimiento en la producción de caraotas, que fue de 1,7%. "Hay que salir del atraso agrícola", dijo el presidente Chávez, quien también destacó los "logros" en materia de producción pecuaria.

Dijo que la producción de carne de búfala pasó de 3.600 toneladas a 4.200 toneladas en 2010 y que la porcina había pasado de aproximadamente 188.000 toneladas a cerca de 201.000 toneladas.

En su mensaje dijo que la producción de carne de bovino creció 40%, alcanzando más de 4.000 toneladas en 2010, lo que contrasta con las 2.900 toneladas de 2009, según las cifras oficiales.

Proyectos para 2011. En su rendición de cuentas ante diputados, tanto de oposición como del oficialismo de la Asamblea Nacional, el primer mandatario también planteó promesas.

Entre ellas, la creación de una Superintendencia de costos y precios, así como la construcción para este año de 150.000 viviendas, y el próximo 2012, otras 200.000 más. También prometió 1.400 nuevos puestos de trabajo en una planta para la fabricación de electrodomésticos.

Diputados opositores han dicho que el discurso estuvo plagado de promesas, mientras que el pueblo pide resultados.