Caracas. El gobierno venezolano seguirá enviando gasolina a Irán pese a las sanciones impuestas por Estados Unidos y Europa a ese país por el desarrollo de su programa nuclear, dijo el miércoles el embajador venezolano en la nación islámica, David Velásquez.

Venezuela envía a Irán unos 20.000 barriles por día (bpd) de gasolina desde noviembre, cuando los gobiernos de Hugo Chávez y Mahmoud Ahmadineyad ampliaron el alcance del intercambio comercial entre los países que han estrechado su alianza.

"Estamos al servicio de Irán y cada vez que Irán lo necesite le suministraremos gasolina", aseguró Velásquez a la agencia informativa iraní FARS, según reseño la agencia oficial venezolana AVN.

Estas medidas son más severas que las aplicadas por el Consejo de Seguridad de la ONU.

Compañías como la angloholandesa Shell, la francesa Total y Reliance Industries de India detuvieron sus ventas de gasolina a la república islámica en respuesta a las sanciones de Washington y Bruselas sobre la importación de derivados al sector energético de Irán.

Estas medidas son más severas que las aplicadas por el Consejo de Seguridad de la ONU.

La Unión Europea y Estados Unidos han establecido penas para presionar a la nación islámica a abandonar un plan de desarrollo de energía nuclear que Irán asegura persigue fines pacíficos.

El embajador Velásquez considera que Caracas no violará las leyes estadounidenses al exportar gasolina a Irán.