El Observador de Uruguay. Las ventas de energía a Brasil se retomaron este viernes, luego de la interrupción sufrida el lunes por indisponibilidad en la red de trasmisión del lado brasileño que impidió utilizar la conversora de Melo.

Esta semana está previsto que se coloquen 73.000 MWh (megawatt/hora), según informó la Administración del Mercado Eléctrico (Adme) en su página web.

Hasta este viernes se llevaban vendidos 406.300 MWh en ese mercado, una cantidad 18 veces mayor a la registrada en igual período de 2016, según cifras de UTE. Si se toma un precio promedio de US$ 79 por MWh la facturación a ese destino ya ronda los US$32 millones.

La transferencia energética se hace principalmente por la estación conversora de Melo-Candiota, que permite un trasiego por una potencia de hasta 500 MW y por la conversora de Rivera (70 MW).

En tanto, las ventas al mercado argentino siguen por debajo en la comparación interanual (cayeron 33%), pero en las últimas semanas ese descenso se ha visto más que compensado por mayores exportaciones a Brasil.

La demanda de excedentes desde la vecina orilla disminuyó en 2017 porque el consumo durante el invierno fue inferior a lo planificado, producto de que las temperaturas han estado por encima de lo acostumbrado para esta época del año.

En total las exportaciones de energía a la región acumulan en lo que va del año un crecimiento de 24%.