Detroit. Las ventas de autos cayeron alrededor de un 6% en octubre, pese al incremento de descuentos en varios modelos populares, ya que continuó la tendencia hacia las camionetas pickup y vehículos utilitarios deportivos (SUV), reportaron el martes WardsAuto y las fabricantes.

WardsAuto, una publicación de la industria, mostró que las ventas alcanzaron una tasa anualizada desestacionalizada de 17,9 millones, incluyendo una estimación de entregas de Ford Motor Co, la segunda mayor fabricante del país, que reportará más adelante en la semana.

Las ventas de General Motors cayeron un 1,7% interanual en octubre, menos que lo esperado. Las entregas de sus pickup más pequeñas y las grandes SUV avanzaron, al tiempo que las de los sedan retrocedieron.

Entre las razones para el declive de las ventas de octubre se destacó el "presupuesto" del público, que frenó nuevas compras o bien optó por vehículos usados, aseguró Michelle Brebs, analista del sitio online de ventas Autotrader.com.

También presionó el hecho de que hubo dos días menos de ventas que en octubre del año pasado.

Las ventas de Fiat Chrysler bajaron un 10%, afectadas por el impacto de fuertes caídas en dos sedanes que dejará de producir pronto y por un inusual descenso del 7% en la comercialización de sus SUV Jeep. Asimismo, las ventas de los Cherokee cedieron un 23%.

Hasta hace pocos años, Honda Motor Co vendía principalmente sedanes y hatchback, pero el mes pasado despachó 5.000 camiones y SUV más que los autos. Las ventas de Honda disminuyeron un 4,4%.

Toyota Motor Corp, la tercera mayor fabricante en el mercado de Estados Unidos por ventas, mostró una disminución de un 8,7% en las entregas. En tanto, las ventas de Nissan bajaron un 2,2%, aunque los despachos de sus SUV y sus camionetas pickup aumentaron un 13%.