EE.UU. Las ventas de casas usadas en Estados Unidos subieron más a lo previsto en marzo y tocaron su nivel más alto en más de 10 años, debido a que más viviendas entraron al mercado y fueron adquiridas rápidamente.

La Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por su sigla en inglés) dijo el viernes que las ventas de casas usadas subieron un 4,4%, a una cifra anual desestacionalizada de 5,71 millones de unidades el mes pasado.

Economistas proyectaban que las ventas de viviendas de segunda mano subieran un 2,5%, a un ritmo de 5,6 millones de unidades, en marzo. La cifra se mantiene alta, ya que los contratos para comprar casas usadas saltaron a un máximo de 10 meses en febrero, anunció esta misma entidad el mes anterior.