Buenos Aires. La Asociación de Cooperativas Vitivinícolas Argentinas (Acovi) solicitó hoy el apoyo del gobierno para eliminar las retenciones, con el fin de poder exportar y mejorar el precio del vino.

La situación de la vitivinicultura en Argentina es cada vez más preocupante, según el estudio del Observatorio de Economías Regionales de la Acovi, difundido hoy por la prensa local.

La entidad, que representa a 32 cooperativas vitivinícolas, 5.000 productores integrados y más de 2.000 terceros que laboran unas 25.000 hectáreas en todo el país, señaló que mientras el sector espera respuestas a sus demandas, los datos negativos dan cuenta que "la crisis" se funda en la sobreproducción y la coyuntura económica.

En ese contexto, Acovi dijo que para cubrir los costos fijos, de producción y de trabajo, un pequeño productor debe duplicar la producción de uva en la misma superficie, o vender el vino al doble del precio actual.

En el caso del vino blanco, con un rendimiento de 200 quintales (9,2 toneladas) de uva por hectárea y un precio al productor de 2,10 pesos el litro (US$0,25), el ingreso total mensual es de 25.947 pesos (US$3.070), contra el costo de 53.681 pesos (US$6.352).

"Si se consideran pérdidas por granizo, los ingresos caen a 22.055 pesos (US$2.610) con igual costo", indicó la Acovi.

La asociación añadió que para cubrir esos costos con amortizaciones se necesitan rendimientos de 414 quintales (19 toneladas) vender el vino a 4,35 pesos (US$0,51) el litro, mientras que con granizo esas cifras pueden crecer a 487 quintales (22,4 toneladas) y 5,12 pesos (US$0,60) por la misma unidad de medida.

En cuanto al vino tinto genérico, con un rendimiento de 150 quintales (6,9 toneladas) y 2,66 pesos (US$0,31) el litro, el ingreso mensual en un escenario normal es de 24.617 pesos (US$2.913) contra 50.847 pesos (US$6.017) de costos, mientras que con granizo los ingresos caen a 20.924 pesos (US$2.476).

En la última variante mencionada por la Acovi en su reporte, el productor puede alcanzar un equilibrio con la produción de 310 quintales (14,2 toneladas) o con un precio de 5,50 pesos (US$0,65) el litro, en tanto que con granizo se necesitan 365 quintales o vender el litro a 6,47 pesos (US$0,77).

El gerente de la Acovi, Carlos Iannizzotto, dijo periodistas que la crisis del sector se profundiza porque "la recesión grave, las tasas de interés son muy altas y el aumento en los precios de los insumos a causa de la inflación es una constante".

Iannizzotto agregó que "sin posibilidad de exportar, por la pérdida de competitividad (en los precios) y con una cosecha importante a la vista, es muy posible que el precio del vino no sólo no aumente, sino que tienda a bajar", y ante ese panorama "podría comenzar el desempleo porque los viñateros no tienen capacidad para pagar el costo salarial".