Nueva York. La entidad bancaria Wells Fargo, el mayor banco hipotecario de Estados Unidos, anunció este viernes que obtuvo un beneficio neto de US$11.600 millones el primer semestre del año, el 8% más con respecto al mismo periodo del año anterior.

El banco con sede en San Francisco (California) se anotó entre enero y junio pasados una ganancia neta por acción de US$2,06, frente a los US$1,90 del primer semestre de 2013, cuando ganó US$10.700 millones, si bien el año pasado se apuntó un crecimiento respecto al anterior de un 21% en los beneficios.

En los seis primeros meses del año, los ingresos del banco ascendieron a US$42.700 millones, sin cambios significativos respecto a los US$42.637 millones entre enero y junio del año pasado.

En cuanto a los resultados trimestrales, a los que más atención prestaban hoy los analistas en EE.UU., Wells Fargo ganó US$5.700 millones (US$1,01 por acción), un 4% más que en el segundo trimestre de 2013 (98 centavos).

El banco estadounidense facturó entre abril y junio pasados un total de US$21.100 millones, menos que los US$21.400 millones del pasado trimestre, lo que representa un descenso del 1,5% con respecto a lo que ingresó en el mismo periodo del ejercicio anterior.

"Nuestros resultados han sido fuertes en este segundo trimestre y reflejan lo beneficioso de nuestro modelo de negocio diversificado y nuestro compromiso a largo plazo para colmar las necesidades financieras de nuestros clientes", dijo el consejero delegado, John Stumpf, al presentar las cuentas.

El máximo responsable del banco destacó que "continuando con este servicio a nuestros clientes, hemos ampliado préstamos, incrementado depósitos y profundizado nuestras relaciones".

Aunque estos resultados se anunciaron antes de la apertura de la sesión en Wall Street, las operaciones electrónicas previas indicaban que los inversores no estuvieron del todo satisfechos con estos resultados, y las acciones bajaban un 1,18% respecto al cierre de ayer.

Esto se debió a que, a pesar de que estas cifras estuvieron a la altura de lo esperado, no dejaron de significar una ralentización en el crecimiento de los beneficios de la empresa. Frente a los 3 centavos que creció el beneficio por acción en el primer semestre de 2014 respecto al de 2013, el año pasado el incremento había sido de 33 centavos por título.

Desde que empezó el año, Wells Fargo ha crecido en bolsa un 14,12% y un 23,15% en los últimos 12 meses.