WPP, el principal grupo mundial de publicidad, advirtió el miércoles que espera sentir el impacto de la desaceleración económica el 2012, tras reportar sólidos resultados del primer semestre, impulsados por los mercados emergentes y la publicidad digital.

La firma, dirigida por Martin Sorrell, dijo que el alza en los ingresos orgánicos del 2011 puede ser ligeramente inferior al de su previsión, recientemente mejorada, pero dijo que sus márgenes operativos pueden aumentar más, por lo que se mostró complacida en general con su desempeño.

"La gente está invirtiendo en su marca", dijo Sorrell a Reuters. "La mayoría de nuestros clientes trabaja en base a un año calendario, por lo que tenemos que ver qué pasa el 2012. Y el 2013 será la prueba", añadió.

Las ventas comparables subieron un 6,1% en el primer semestre del año y un 5,9% en los primeros siete meses, ligeramente menos que su reciente previsión anual mejorada para un crecimiento de al menos un 6%.

WPP dijo este miércoles que cualquier desaceleración en Estados Unidos probablemente se compensara con un crecimiento mayor en Gran Bretaña, Europa Continental Occidenta y por una expansión más acelerado en Asia Pacífico, América Latina y Oriente Medio, y el centro y este de Europa.