El director de la Policía, general José Roberto León Riaño, le hizo un llamado al general en retiro, Mauricio Santoyo Velasco, para que se entregue a la justicia norteamericana que lo investiga por actos de favorecimiento a las actividades de la llamada 'Oficina de Envigado', manejada por narcotraficantes y paramilitares.

“Que se presente a las autoridades estadounidenses y defina su situación”. Esa fue la petición que le hizo el León Riaño al señalar que contra el ex jefe de seguridad del ex presidente Álvaro Uribe Vélez, no hay ningún pedido de extradición, a pesar de que las autoridades estadounidenses lo investigan por presuntos vínculos con la Oficina de Envigado.

La imputación de cargos al general (r) de la Policía Mauricio Santoyo Velasco, por parte de un fiscal de la Corte del Distrito Este de Virginia (Estados Unidos), que hoy causa revuelo en Colombia, empezó a estructurarse desde 2010.

Y el punto de partida para sindicar al exoficial de colaborar con la llamada oficina de cobro de Envigado y la organización de las autodefensas para el envío de droga a EE.UU. a través de México y Centroamérica, fueron las declaraciones aportadas por los extraditados jefes del paramilitarismo Salvatore Mancuso y Carlos Mario Jiménez, alias Macaco.

Alianza. Respecto a la investigación que dio como resultado el llamado a juicio contra Santoyo, el general León Riaño comentó que fue producto de una alianza entre la Policía y la DEA.

“Este es un proceso de trabajo bilateral con la DEA. Hasta el momento la Policía Nacional no ha recibido un requerimiento formal y en caso de recibirlo como siempre lo ha hecho la Policía Nacional de una manera ética pública y transparente, ofrecerá toda la cooperación que sea necesaria”.

Aunque aseguró no conocer más detalles, tampoco dio razón de la forma en que se elige el jefe de seguridad del Presidente, según él, aunque comandante de la Policía, desconoce cómo es este procedimiento. León Riaño también rechazó las acusaciones en su contra de presuntos vínculos con la Oficina de Envigado.

Rechazamos “con toda contundencia esa falaz afirmación, contraria a toda realidad, lo que hemos hecho durante nuestra trayectoria es combatir el narcotráfico con toda contundencia”.

Apenas una semana de posesionado, el general León Riaño se enfrenta con este caso a su primer ‘chicharrón’.