México, Xinhua. La Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía) de México imputó este jueves un nuevo cargo criminal, el de defraudación fiscal, contra la ex lideresa magisterial mexicana, Elba Esther Gordillo, encarcelada por otras imputaciones delictivas en un penal de ciudad de México desde febrero último.

La fiscalía mexicana imputó a Gordillo, ex lideresa de Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), el delito de defraudación fiscal, y obtuvo una nueva orden de aprehensión contra Gordillo, girada por un Juez de Distrito, indicó en un comunicado la PGR.

La ex dirigente magisterial, ex senadora y ex diputada por el gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI) del presidente Enrique Peña, considerada una de las mujeres con mayor poder en México, fue detenida el pasado 26 de febrero por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y delincuencia organizada.

En la consignación presentada por el Ministerio Público Federal adscrito a la Unidad Especializada en Investigación de Delitos Fiscales y Financieros, se establece el motivo de la nueva acusación.

La ex dirigente informó en su declaración anual del Impuesto Sobre la Renta cortrespondiente al ejercicio fiscal 2008, ingresos acumulables sustancialmente menores a los realmente obtenidos.

La nueva orden de aprehensión fue cumplida en el Centro Femenil de Readaptación Social de Tepepan, al sur de la capital mexicana, donde se encuentra internada.

Hace dos semanas el Juez Federal del Cuarto Distrito en Materia de Amparo del Primer Circuito concedió un amparo a la maestra por deficiencias en la averiguación previa del Ministerio Público, ya que se dio entonces la Secretaría de Hacienda no proporcionó a la Fiscalía en tiempo y forma las acusaciones contra la ex líder.