La vicepresidente de Perú, Marisol Espinoza, señaló este sábado que la ciudad de Lima tiene que empezar a construir la infraestructura faltante para los Juegos Deportivos Panamericanos de 2019, tras haber sido elegida como sede oficial del evento.

“El país necesita trabajar, hoy estamos en una nueva ruta. Lima será sede de los próximos Juegos Panamericanos y tenemos que empezar a construir todo lo que significa la falta de infraestructura para garantizar la llegada de las delegaciones al país”, subrayó.

Lima fue elegida con 31 votos, dejando atrás a Santiago de Chile, que obtuvo solo nueve votos de la Asamblea General de la Organización Deportiva Panamericana (Odepa), realizada en la víspera, en Toronto, Canadá.

Se calcula que para 2019 llegarán a Lima 6.000 atletas, de 41 países en 40 disciplinas deportivas para participar en los Juegos Panamericanos.

Por su parte, la ministra de Educación, Patricia Salas, atribuyó a la experiencia del Perú en la organización de eventos deportivos internacionales, el factor que determinó la elección de la capital como sede de los próximos juegos deportivos Panamericanos 2019.

En Lima se realizaron los I Juegos Bolivarianos de Playa (2012), así como los I Juegos Suramericanos de la Juventud 2013, y el XXXV Campeonato Mundial de Tiro al Plato, realizados en septiembre último.

Asimismo, la alcaldesa de Lima metropolitana, Susana Villarán, refirió que el progreso de la infraestructura de la ciudad que ahora cuenta con un renovado Estadio Nacional y un moderno sistema de transporte integrado, favorecieron la elección de Lima.

“Estamos avanzando, como han reconocido los países. En Guadalajara (2009) nos dijeron ‘no todavía’. Hoy día han visto que nos pusimos de pie, que hicimos la tarea, que hemos avanzado, hay Estadio Nacional, hay un sistema integrado de transportes”, destacó la burgomaestre.

En 2009, Lima quedó en segundo lugar, detrás de Toronto, en las elecciones de la Odepa, realizada en Guadalajara, para ser sede los XVII Juegos Panamericanos se realizarán en el 2015.