La iglesia Católica hizo un llamado enérgico este domingo al pueblo de Honduras, para cumplir con su deber de ejercer el sufragio, sin temor. 

"Desde ya están llamando varios que dicen qué va pasar en estas elecciones... No señor, no hay que tener miedo, porque Dios está con nosotros", dijo el Cardenal Óscar Andrés Rodríguez en la homilía de hoy.
Rodríguez instó a los fieles a acudir a las urnas, para cumplir "en consciencia y con alegría", el deber cívico.

"Vamos hermanos, a celebrar una fiesta cívica ese día", exhortó el Arzobispo de Tegucigalpa. Además, recordó las palabras de Pablo a los tesalonicenses: "Para toda clase de palabras y obras buenas… el Señor les dará fuerzas y les librará del malo… para que améis a Dios, esperéis en Cristo".

"Lo que ya se ha conseguido es pasado, pero hay que mirar al futuro, para que la palabra de Dios siga el avance glorioso que comenzó entre nosotros".

El 24 de noviembre, Honduras elegirá un nuevo presidente, 298 corporaciones municipales y 128 diputados al Congreso Nacional.

En total, 5.355.112 de hondureños están aptos para ejercer el sufragio, según el Censo definitivo. De ellos, 755.112 son nuevos votantes y 1.2 millones son jóvenes con edades entre los 18 y 25 años.