Río de Janeiro, EFE. Brasil sigue siendo una pieza fundamental del banco Santander en el exterior pese a la reducción de los beneficios que la entidad financiera tuvo en este país en los últimos años, dijo este lunes el presidente mundial del Grupo Santander, Emilio Botín.

"El resultado de este año no es el mismo que el del pasado o que el de hace dos años, pero sigue siendo muy bueno en comparación con el de otros países", afirmó Botín en una rueda de prensa en Río de Janeiro.

Según el balance divulgado en octubre, el beneficio neto del Santander en Brasil en los primeros nueve meses de 2013 sumó 1.277 millones de euros, lo que supuso una caída del 23,6 % frente al mismo período de 2012.

Sus ganancias en Brasil ya habían descendido un 15,2% en 2012, cuando sumaron 2.212 millones de euros y representaron cerca del 26% del beneficio total del Grupo en el mundo.

"Pero estamos encantados en Brasil. Para el Santander, es la pieza más importante de nuestro grupo en el exterior", aseguró el máximo representante del Grupo Mundial.

Botín agregó que, pese a la reducción de las ganancias, Brasil mantiene una participación de cerca del 25% en los resultados mundiales del Santander.

El presidente de la entidad en el gigante latinoamericano, Jesús Zabalza, manifestó en la misma rueda de prensa que el banco pretender mejorar sus resultados con una elevación de la cartera de crédito que incluye la línea ya anunciada y abierta recientemente con una cantidad de US$10.000 millones para proyectos de infraestructura.

Esos créditos para la construcción o manutención de carreteras, aeropuertos, ferrocarriles, puertos y otras obras de infraestructura fueron anunciados tras la última entrevista mantenida por Botín en Brasilia con la presidenta Dilma Rousseff el pasado 12 de setiembre.

"Somos un banco universal y queremos crecer en todos los segmentos (de crédito)", afirmó.

El presidente del Santander Brasil dijo que la cifra de dinero pensada para proyectos de infraestructura puede crecer en función de la demanda y de la participación de los propios clientes del banco en las licitaciones del Gobierno brasileño para contratar las obras.En opinión de Zabalza, el crecimiento de la cartera de crédito del Santander, este año, puede superar en uno o dos puntos porcentuales el de los otros bancos privados del país.

El dirigente aseguró que mientras que los créditos de los demás bancos crecerán entre un 10 y un 12%, la expansión de la cartera de crédito del Santander puede oscilar entre el 12 y el 14%.

Zabalza minimizó la exposición del Santander por créditos concedidos al grupo EBX, el conglomerado del multimillonario brasileño Eike Batista, que en las últimas semanas se vio obligado a someter a dos de sus compañías en la ley de quiebras.

Según el presidente de la entidad financiera en el país latinoamericano, el valor prestado a las empresas de Batista es ínfimo en comparación con el capital del banco y en ningún caso pone en riesgo al grupo.

El dirigente agregó que la operación de "optimización" del capital por 6.000 millones de reales (unos US$2.727 millones) lanzada recientemente debe ser concluida en enero y febrero y tener como resultado una mejoría en el retorno sobre el capital (ROE) del banco.

"La mejoría del retorno sobre capital va a mejorar el desempeño de las acciones. Esperamos que el mercado reconozca esa operación y que el valor de la acción aumente", dijo.