Caracas. El ministro de Industrias de Venezuela, Ricardo Menéndez, inició este miércoles en Caracas una serie de reuniones de dos días con representantes de la empresa china Chery Internacional, con la finalidad de abordar el incremento de la producción de vehículos para el próximo año.

De acuerdo con el funcionario, los encuentros servirán para afinar detalles para la instalación de una planta de CKD (kits de ensamblaje) y de motores en la nación sudamericana.

Añadió que las plantas de Chery en el país son las de mayor velocidad de crecimiento de la empresa en el mundo, y se han planteado ampliar la producción en 2014 con la incorporación de un segundo turno y la fabricación de dos nuevos modelos para la exportación.

Asimismo, prevé concretar este último mes del año la localización idónea de la planta de CKD, en función de las zonas especiales de desarrollo que se aspira promover en el país, a fin de avanzar luego a la fase de ingeniería.

En referencia a la instalación de la planta de ensamblaje de motores, informó Menéndez que es un aspecto que revoluciona el sector en Venezuela, por lo que buscan avanzar hacia la suscripción de un acuerdo en ese sentido.

Otro tema a discutir con la empresa asiática tiene que ver con la creación de un centro de investigación y desarrollo, vinculado con la tecnología y la capacitación. Esto apunta, dijo, a la relación geopolítica, estratégica y de mutuo respeto entre Venezuela y China.

Asimismo, resaltó que estos proyectos forman parte del desarrollo de una política para apalancar el sector automotriz y autopartista, la satisfacción de necesidades y "la presión a la baja de los precios para racionalizarlos".

Entretanto, el presidente de Chery Internacional, Yin Tongyue, dijo que "vamos a producir vehículos de mejor calidad y a precio económico".

Recordó que en septiembre pasado durante la visita a China del presidente Nicolás Maduro, el mandatario planteó que Venezuela puede ser un lugar importante para la producción y exportación de automóviles.

Es por ello, que "vamos a hacer los esfuerzos para que los cuatro temas que discutimos sean una realidad y para hacer vehículos de mayor calidad. Estamos convencidos de que con las instrucciones y el apoyo del ministro de Industrias podemos hacer de la industria automotriz de Venezuela una de las mejores de Latinoamérica".