Lima, EFE. El viceministro de Industria de Paraguay, Oscar Stark, afirmó este jueves a Efe que su país espera alcanzar en los próximos diez años una inversión de US$30.000 millones en proyectos de infraestructura, para lo cual consideró importante la alianza público-privada (APP).

"Este año, (el PIB) va a crecer casi 14%, vamos a cerrar 2013 así y eso genera una presión muy fuerte sobre la infraestructura de conectividad. Necesitamos invertir unos US$30.000 millones en los próximos 10 años en infraestructura de conectividad y el Estado tiene recursos limitados para hacerlo", afirmó Stark.

El viceministro, que participa en Lima en la XV Conferencia General de la Organización de la ONU para el Desarrollo Industrial (ONUDI), puso de relieve la APP, iniciativa aprobada en octubre pasado en su país con la que se busca fomentar la inversión privada en infraestructuras públicas y servicios estatales.

La APP ha sido muy criticada por los opositores al Gobierno paraguayo vinculados a sindicatos y organizaciones sociales, pues alegan que es una forma de "privatización maquillada".

Stark señaló este jueves que entre los principales proyectos que se desarrollarán en esa alianza figuran la hidrovía Paraguay-Paraná y la conexión terrestre al interior del país, así como el acceso al Pacífico, a través de Bolivia y Perú.

"El mantenimiento de la hidrovía Paraguay-Paraná va a permitir su funcionamiento las 24 horas, los 365 días del año, con el dragado del río y la señalización. Con eso se va a conseguir que se pueda navegar en la noche, algo que no se puede hacer ahora. El 85% de nuestro comercio se hace a través de la hidrovía, a través de los ríos Paraguay y Paraná para salir al mar", manifestó.

Según Stark, el Gobierno del presidente paraguayo, Horacio Cartes, se encargará de velar por los proyectos de carácter social que no sean muy rentables para la inversión privada.

"El Estado va a seguir invirtiendo unos US$15.000 millones en los próximos años. Gran parte de la inversión va a estar en el Estado y se va a invertir en los proyectos que no tengan rentabilidad y los proyectos necesarios por su impacto social", indicó.

El viceministro reiteró que la economía de su país crecerá este año en 14 % y que para el próximo se proyecta una cifra menor, aunque impulsada por el aumento en la cosecha de soja.

"Para el próximo año tenemos proyecciones de 5,5% y 6%. Tanto este año como el año que viene Paraguay va a ser uno de los países con mayor crecimiento en la región, y este año uno de los países con mayor crecimiento en el mundo", expresó.

Entre los principales sectores económicos paraguayos que más se desarrollarán en los últimos años se encuentran la industria eléctrica, la agroindustria y las industrias livianas, precisó Stark.

Para el viceministro, la industrialización, la inversión extranjera y el mejoramiento de la infraestructura son los pilares para combatir la pobreza en Paraguay.

"El principal objetivo del Gobierno del presidente Cartes es el combate a la pobreza. Si bien venimos creciendo en los últimos años, ese crecimiento no llegó a toda la población. El desafío es hacer que aumente la industrialización de manera que el crecimiento se distribuya mejor entre todos los sectores y así disminuir de forma significativa y sostenida la pobreza", dijo Stark.