El gobierno acordó con los productores de equipos electrónicos, de oficina y fabricantes e importadores de automotores, una reducción en la utilización de divisas de aproximadamente 20% durante el primer trimestre del año próximo, en relación con el mismo período de 2013, a partir del proceso de sustitución de importaciones.

El acuerdo lo celebraron la ministra de Industria, Débora Giorgi, y el secretario de Comercio Interior, Augusto Costa, quienes recibieron en diversas reuniones a los ejecutivos de la Asociación de Fábricas Argentinas de Terminales de Electrónica (Afarte), de la Cámara Argentina de Maquinas de Oficina, Comerciales y Afines (Camoca), de la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa) y de la Cámara de Importadores y Distribuidores Oficiales de Automotores (Cidoa), informó la cartera fabril a través de un comunicado.

Giorgi expuso ante los representantes de cada sector los aspectos centrales de la actual etapa del régimen de administración de comercio y recordó los avances de sustitución de importaciones logrados en las reuniones de competitividad sectorial.

“Con el objetivo de consolidar los planes de administración de comercio, es importante lograr una reducción de piezas importadas y mantener los puestos de trabajo” de la industria electrónica, dijo la funcionaria, al pedir a Afarte una reducción de 20% en las importaciones del sector.

El encuentro con los dirigentes de Afarte fue el primero de los cuatro mantenidos en Industria; al que le sucedieron otros similares con Camoca, Adefa y Cidoa.

Por su parte, Costa sostuvo que “el mantenimiento de la administración de comercio y la consistencia de las cuentas externas” son puntos centrales de las políticas de industrialización y de sustitución de importaciones del Gobierno Nacional.

En tanto, la subsecretaria de Competitividad, Mariana González, consideró acelerar el reemplazo de piezas importadas por locales, en electrónicos, mientras que Giorgi se refirió a que “continuará trabajándose en la cadena de costos”, para ganar en competitividad.

También a las autoridades de la Cámara Argentina de Maquinas de Oficina, Comerciales y Afines (Camoca), se le solicitó una disminución de 20% en las importaciones de piezas, en pos de consolidar un crecimiento en el desarrollo industrial menos demandante de divisas, a partir de la mayor integración de componentes.

El tercer y cuarto turno de diálogos en Industria fueron para las automotrices radicadas en la Argentina, nucleadas en Adefa, y a las importadoras de vehículos terminados, pertenecientes a Cidoa.

En ambos casos, estuvieron presentes los principales referentes sectoriales, como Enrique Alemañy, Cristiano Rattazzi, Luis Ureta Sáenz Peña, Daniel Herrero, Thierry Koskas, Isela Costantini, entre otros.

Las compañías automotrices que tengan un balance positivo o neutro “podrán mantener sus volúmenes de importación, en tanto que, en el otro extremo, las que más aportan al déficit sectorial deberán efectuar una disminución de 27,5%”, destacó el comunicado oficial.