Quito. El 67% de consumidores latinoamericanos proyectan gastar más o la misma cantidad de dinero que en 2012 durante la época navideña, según el estudio económico Navidad 2013: Percepciones sobre los hábitos de consumo de los latinoamericanos, realizado por Deloitte, el cual refleja que este incremento en el gasto responde a una mejoría de la situación económica de los consumidores.

De los 3.250 encuestados de Brasil, Colombia, México, Argentina, Perú y Chile, el 58% señaló que la situación laboral de sus respectivas familias ha mejorado en comparación con el año anterior y el 82% “siente que el panorama laboral para los próximos meses se mantendrá estable, garantizándoles así una mayor seguridad financiera”, indica el estudio.

El Banco Central de Ecuador refleja en su indicador de confianza del consumidor, que entre noviembre y diciembre de 2012 hubo un incremento de 2 puntos en cuanto a consumo, es decir que los ciudadanos consumieron más en productos que no son de primera necesidad.

“América Latina no padece las angustias que solía experimentar ante el asomo de cualquier crisis internacional, pues las economías de los países que la conforman son decididamente más fuertes y permiten que los ciudadanos de la región disfruten de mayor estabilidad laboral e ingresos salariales más estables”, explicó Reynaldo Saad, líder para la industria de negocios de consumo de Deloitte en América Latina.

Los consumidores consultados tienen proyectado comprar entre siete y ocho regalos con un costo de US$39,40 cada uno. El 61% de los encuestados indicó que comprará en tiendas por departamento, mientras que el 50% manifestó su preferencia por los centros comerciales y el 38% realizará compras por internet.

El 45% de los encuestados latinoamericanos afirmó que utilizará sus bonos y primas navideñas en las compras de temporada (un número 22% más alto que el reportado en 2012).

Hábitos de consumo en Ecuador

De acuerdo con la octava edición del Barómetro de Empresas, presentada en noviembre, un 51,1% de empresarios consultados cree que la situación económica actual es igual que hace un año, mientras que un 26% cree que existe una mejora.

El decimotercero, que se entrega en diciembre a los ecuatorianos, constituye una inyección de flujo de capital a la economía que permite incrementar el nivel de consumo en estas fechas. Este ingreso benefició a la economía del país en US$1.300 millones en diciembre del año pasado. De acuerdo al alza salarial, ese monto puede llegar a los US$1.400 millones este año, señala un artículo del diario capitalino El Comercio.

En diciembre, el consumo de productos comestibles incrementa en el país suramericano, así lo demuestran datos del Instituto de Estadísticas y Censos (INEC), en el que se registró que los hogares ecuatorianos consumen US$5,46 millones en chocolate; US$4,52 millones en galletas; US$1,21 millones en caramelos; US$95.900 en pavos (sin considerar los regalos y donaciones corporativas). Además, se vendieron en Ecuador US$113,732 en lechones menores de dos meses.

Según el censo realizado por el INEC en 2010, en Ecuador existen 627 establecimientos relacionados a juguetes, el pastel se divide en un 78,5% dedicados a la venta, el 4,6% al mayoreo y el 16,9% a la fabricación. Existen 48 empresas dedicadas a la confitería.

En este mes se incrementa la movilización de las personas para reunirse con sus familias. En 2012 se registraron 379.346 personas en tránsito en los aeropuertos internacionales del país; 215.090 personas entraron al país, de los cuales 92.300 fueron ecuatorianos, mientras que en las salidas se registraron 164.256, de los cuales 94.783 fueron extranjeros.