Pese a que en junio pasado el Gobierno venezolano manifestó la necesidad de reformar las condiciones en las cuales subsidia la ventas de crudo a los países miembros de Petrocaribe, no se ha conocido hasta ahora ningún cambio anunciado oficialmente.

Petrocaribe propone una escala de financiamiento entre 5% y 50% de la factura petrolera, tomando como referencia el precio de los hidrocarburos.

Igualmente extiende el período de gracia para el financiamiento de uno a dos años y prevé una extensión del período de pago de 17 a 25 años, reduciendo el interés a 1%, si el precio del petróleo supera los $40 por barril. El pago a corto plazo de 60% de la factura se extiende de 30 a 90 días.

En el terreno de lo práctico lo que ocurre es que los países signatarios de Petrocaribe deben estar pagando solo 50% del petróleo que reciben de Venezuela , debido a que el resto lo reciben financiado, señalaron analistas.

Este petróleo financiado puede ser, además, pagado con bienes, productos y servicios, cuyo valor no estaría determinado por precios de mercado, porque el convenio señala que Venezuela podría ofrecer “precios especiales como mecanismo de solidaridad a los países beneficiados”, dice Pdvsa en su portal.

Sin embargo, cita un diario de República Dominicana que en julio pasado durante la cumbre “el gobierno del presidente Nicolás Maduro ha planteado que el esquema de financiamiento que legó el fenecido presidente Hugo Chávez, no puede sostenerse, por lo que aumentaría la tasa de intereses de 1% a 2% anual, que aún está por debajo de los niveles que tienen los organismos multilaterales como son el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo”.

Rafael Ramírez, ministro de Petróleo y Minería, también habría señalado en su momento que se estudiaban esquemas de pago para las facturas de Petrocaribe.

La iniciativa de Venezuela generó escozor en varios de las naciones signatarias. Al punto de reclamar el aumento de la tasa a 2%.

Verbigracia, la vicepresidenta de Guatemala, Roxana Baldetti, dijo en julio pasado que su país está dispuesto a integrarse plenamente a Petrocaribe siempre y cuando Venezuela mantenga su oferta de cobrar intereses por debajo de 2%.

República Dominicana por su parte, no vio con mucho agrado la posibilidad de un cambio en las condiciones, más aún cuando adeuda a Venezuela $3.200 millones desde 2005, los cuales ha estudiado pagar además de caraotas, pastas alimenticias, azúcar líquida, con pollos y huevos.

Sin embargo, Nicaragua, entre los mayores pagadores en especias del bloque quedaría a la par de sus socios de Petrocaribe, debido a que su acuerdo contempla una tasa de 2% por estar atada al esquema de la Alba.

Esta nación que recibe 27.500 barriles por día desde su ingreso en 2007 envía como forma de pago, leche UHT saborizada, leche descremada, lomo de atún y arroz paddy, además de los productos habituales: aceite, azúcar, café, stabilak (activador enzimático utilizado para mantener la calidad de la leche cruda y fresca para consumo humano), caraotas, carne de ganado bovino deshuesada, leche UHT, semillas de caraotas, novillos y vaquillas.

Más que suministro. Esta semana en el consejo ministerial de Petrocaribe, el titular de Pdvsa, Rafael Ramírez, aseguró que han sido más que beneficiosos los acuerdos con los 18 países signatarios, con los cuales se ha llegado a un intercambio comercial de $4.000 millones anuales.

Precisó además que, a través de Petrocaribe y su política de compensación, Venezuela ha recibido de los países miembros más de US$2.462 millones.

Para el alto funcionario este bloque energético va más allá del tema petrolero, afianza la naturaleza de intercambio económico de bienes, productos y servicios, de acuerdo a las realidades económicas propias de cada país.

Destacó que a partir de la creación de Petrocaribe, en 2005, se han enviado 255 millones de barriles de petróleo y productos a los países signatarios del acuerdo, que han permitido cubrir 43% de sus necesidades energéticas.

En este sentido, Ramírez destacó que se ha cumplido 84% de la cuota establecida de suministro, lo que se traduce en 103 mil barriles diarios, en los actuales momentos.

Se han constituido 10 empresas mixtas en 13 de los países miembros, que tienen acuerdos vigentes con Venezuela, las cuales han brindado independencia y soberanía en el manejo de los recursos nacionales.

Zona económica. También se han reforzado inversiones en materia eléctrica, se han asociado en refinerías como Refidomsa (Estado dominicano 51% y PDV Caribe 49%) y Cuvenpetrol (Comercial Cupet 51% y Pdvsa Cuba 49%).

En materia de programas sociales, Petrocaribe cuenta con 88 proyectos aprobados, de los cuales 46 están culminados, con una inversión de $208 millones.

Entre los más recientes objetivos está la conformación de la Zona Económica Petrocaribe, con la cual , según el titular de Petróleo y Minería, se profundizarán los lazos y los planes.

Este anuncio se formula esta vez, en el marco de un debate interno sobre el aumento del combustible en el país, donde críticos han señalado que “es una ofensa para los venezolanos pretender elevar el valor de los combustible cuando, se “regala el petróleo a otras naciones con condiciones macroeconómicas positivas”, dijo el diputado Alfonso Marquina, tras la iniciativa gubernamental, alegando la suspensión del bloque energético.