México aplazó un año la reducción de aranceles a 98 tipos de productos importados de las industrias del calzado, el vestido y los productos químicos con el fin de mantener la estabilidad en esos sectores e impulsar la competitividad, informó la Secretaría de Economía.

La dependencia publicó en el Diario Oficial de la Federación un decreto que pospone la desgravación a las importaciones a los textiles y el calzado para reducirlos a un nivel general del 20% a partir de 2015, mientras que los productos químicos tendrán un arancel del 5% en 2017.

Esta medida busca "apoyar la transición de los sectores del vestido y calzado hacia la innovación y la generación de productos con mayor valor agregado promoviendo una mayor integración de la cadena productiva de la moda", explicó.

La invasión de productos textiles, de vestido y calzado, principalmente de China, obligó a las autoridades mexicanas a imponer altos aranceles para evitar daños a la industria de este país.

Estas industrias generan una gran cantidad de empleos en varias regiones del país y mantienen un elevado nivel de exportaciones, por lo que es necesario otorgar un periodo de ajuste para el proceso de transformación de estos sectores y potenciar el desarrollo económico, apuntó el documento.

El decreto también busca desarrollar y atraer inversiones al sector químico, en el marco de una serie de acciones para apoyar las industrias que son un motor del crecimiento, generan empleos, promueven la innovación y el desarrollo tecnológico.

En este sentido, el decreto establece una "fracción arancelaria específica" para la importación de las denominadas "máquinas tragamonedas".