Durante 2013 la Siderúrgica del Orinoco Alfredo Maneiro (Sidor) despachó 1,4 millones de toneladas de productos terminados de acero, destinado a proyectos del Estado en viviendas, cultivo de alimentos y fabricación de transformadores, a los que destinó el 96% de su producción.

Desde el lanzamiento de la Misión Vivienda Venezuela en 2011, Sidor ha distribuido 441.378 toneladas de cabillas destinadas a la construcción de 431.049 viviendas, refiere una nota de prensa de la acería.

El presidente de Sidor, Javier Sarmiento Márquez, indicó que el objetivo de esta empresa es priorizar la distribución de sus productos de acero a clientes nacionales.

"Es por ello, que la producción de cabillas se destina principalmente a la GMVV y demás obras estratégicas. Igualmente se atiende a los siete Mercados Socialistas Ferreteros, Ferresidor, que distribuyen a consejos comunales, personas jurídicas y naturales que construyen viviendas, y ejecutan grandes proyectos de infraestructura en el país", dijo.

Destacó que en los Ferresidor se expendieron 2.859.013 unidades de cabillas y 106.507 unidades de otros rubros, con el objeto de beneficiar a 30.300 familias y a 224 consejos comunales de todo territorio nacional

Continuidad operativa. Durante 2013, Sidor incrementó su flota de equipos móviles para garantizar su continuidad operativa.

Haciendo uso de los recursos provenientes del plan de inversión de los US$314 millones aprobados en agosto de 2012 por el Comandante Supremo Hugo Chávez Frías, la acería adquirió "tres camiones de carga de Potes de Escoria (Pot Carrier), dos cargadores frontales para labores de limpieza y dos roqueros para el traslado de materiales en general".

En 2013 se produjo el primer pago del Fondo Nacional para el Desarrollo Endógeno (Fonden) a la siderúrgica estatal por un monto de US$47.400.562, que fueron utilizados "en la recuperación de inventarios de electrodos, antracita, refractarios, ferroaleaciones y la adquisición de otras materias primas necesarias para el proceso productivo de planchones y palanquillas", refiere el boletín de prensa.

Beneficios para los trabajadores. En materia de reivindicaciones laborales, Sidor canceló todos los pasivos acordados para sus trabajadores y comenzó con la discusión de la nueva contratación colectiva, que en la actualidad cuenta con 95 cláusulas aprobadas.

Con el objeto de erradicar la tercerización fueron ingresados a la nómina fija de la empresa 540 trabajadores y 1.300 pasantes obtuvieron la oportunidad de realizar sus prácticas de estudio en la siderúrgica.

Asimismo, gracias al cumplimiento de prácticas de seguridad industrial, la acería no reportó accidentes en sus 56 áreas operativas.

"Los trabajadores, haciendo realidad el lema acero seguro durante todo el año se mantuvieron sin accidentes, demostrando un liderazgo eficiente en seguridad industrial. Hacemos un llamado a continuar trabajando para que el 2014 sea un año seguro y productivo", acotó Sarmiento.

No se menciona en la nota de prensa de la acería la comparación de la producción y distribución de productos con respecto a periodos anteriores, tampoco se hace mención a los conflictos laborales que ocasionaron pérdidas y paralización de actividades.