Pasar al contenido principal
Pese a ser "tecnológicos", los jóvenes chilenos no saben qué significa 4G
Viernes, Febrero 19, 2016 - 09:21

El estudio de WOM revela aspectos clave del consumo de telefonía móvil de los millennials chilenos, donde destaca una alta intención de portación y fuerte desconocimiento frente a las tecnologías disponibles.

La compañía de telecomunicaciones WOM Chile dio a conocer los resultados del estudio Rock your phone, una radiografía a los hábitos de consumo de los millennials chilenos -grupo que la operadora bautizó como chillennials- en materia de telefonía móvil.

La investigación reveló que un 32% de los jóvenes encuestados tiene la intención de portarse a otra compañía móvil durante 2016, mientras que un 46% asegura ya haberlo hecho al menos una vez.

“Con este estudio buscamos profundizar en los hábitos de consumo de telefonía móvil entre los millennials nacionales, una audiencia particularmente atractiva por ser grandes influenciadores”, comentó Sebastián Precht, CMO de WOM.

Entre los chillennials con intenciones de portarse en los próximos 12 meses, un 34% tiene un sistema de prepago, mientras que un 30% es postpago. En tanto, un 50% de los usuarios de postpago reconoce ya haberse portado (frente a un 41% de los prepago).

Enfrentados al ecosistema móvil

En su reporte de septiembre de 2015, la Subtel reconocía poco más de un millón de usuarios de 4G, versus 24 millones de personas que se conectan a través de 3G. El presente estudio, en cambio, revela que un 53% de los consultados poseen 3G, mientras que un 36% ya usa 4G, cifra que está muy por encima del promedio general.

“Esta situación puede deberse a que el millennial es, por definición, un sujeto de tendencias, por lo que siempre intentarán tener la última novedad en el mercado”, explicó el analista de Research de UM, Juan Pablo Estay.

Los milennials chilenos se definen como “medianamente tecnológico” en un 56% y “muy tecnológicos” en un 37%. Aseguran que una de las actividades que más realizan durante una jornada es entrar a sus redes sociales -un 53%-, luego, enviar mensajes -un 52%- y recibir llamadas -40%-.

De hecho, el 96% de los encuestados asegura conectarse a internet a través de su smartphone. Desde ahí, las actividades que para ellos resultan más importantes son enviar chats (25%), recibir llamadas (24%) y hacer llamadas (22%), lo que refleja la importancia de contar con cobertura. Asimismo, un 35% dice tener problemas para ver videos debido a la velocidad de datos, mientras que el 33% tiene algunos inconvenientes para navegar por Internet.

Pese a este hecho, llama profundamente la atención que una buena parte de este grupo no tiene del todo claro lo que implica la tecnología que usa. En particular, al ser consultados sobre qué tipo de tecnología tienen en sus teléfonos (3G o 4G) un 11% de la muestra dice no saber. Aún más, un 61% no sabe si su dispositivo es capaz de soportar 4G, mientras que el 64% de los chillennials no conocen lo que significa esta tecnología.

“En base a los hallazgos, uno de los desafíos importantes para la industria, es que debemos informar y educar a los consumidores, para que finalmente tomen una decisión informada. Por otra parte, está en buscar la mejora de los servicios para generar mayor confianza en los pagos a través de móviles”, aseguró Sebastián Precht. Según esta entrega de WOM, un 54% dice no hacer pagos online desde sus teléfonos, de los cuales un 35% dice que el motivo es que este método “no me da confianza”, algo que se refleja en que un 88% de la muestra dice no tener ingresados en alguna aplicación los datos de su tarjeta de crédito.

Autores

AETecno