Lima. El fallo del Tribunal Constitucional (TC) que rechaza el traslado de cuatro cabecillas terroristas a un penal común, devuelve la tranquilidad a la población y garantiza la seguridad jurídica en el país, afirmó hoy el defensor del Pueblo Eduardo Vega.

Refirió que máximo órgano constitucional, a través de su sentencia, ha tomado en cuenta la preocupación de 30 millones de peruanos.

“Creo que este fallo devuelve la tranquilidad al Perú de que estas personas estarán en un lugar seguro para que el país no vuelva a tener terrorismo”, declaró en TV Perú.

El TC resolvió ayer miércoles, a través de una sentencia, que los terroristas Víctor Polay Campos, Peter Cárdenas, Óscar Ramírez Durand y Miguel Rincón Rincón no serán trasladados a otro penal y continuarán en la Base Naval.

Dichas personas habían solicitado, mediante un hábeas corpus, que se les cambie el centro de reclusión, pedido que fue admitido por el Poder Judicial.

Frente a ello, el Instituto Nacional Penintenciario presentó un recurso de agravio constitucional que fue declarado fundado en parte por el TC.

Para Vega, el organismo constitucional ha fundamentado en forma correcta su decisión, al apostar por la defensa de la seguridad de los peruanos.