El chino Wang Shu resultó ganador de la 33 edición del premio arquitectónico Pritzker, el más importante en su campo en el mundo, que le será entrega el 25 de mayo próximo en Pekín, informó la agencia alemana de noticias DPA.

Wang se convirtió así en el segundo arquitecto chino distinguido con el premio creado en 1979 por el empresario norteamericano Jay Pritzker, uno de los fundadores de la cadena hotelera Hyatt. El anterior había sido Leoh Ming Pei, nacionalizado estadounidense y nacido en la provincia de Cantón, en China.

Oriundo de Urumqi, en la provincia de Xinjang, Wang es autor del museo Ningbo de arte contemporáneo, el campus de Xiangsham de la Academia China de Bellas Artes, el museo de historia de Ningbo y los apartamentos verticales de Hangzhou.

En 1997 fundó con su esposa, Lu Wenyu, el estudio amateur de arquitectura en Hangzhou, cuyo trabajo entronca con la historia y la cultura china.

Wang -titular de Arquitectura de la Academia de las Artes en Hangzhou y es profesor invitado en Harvard- ya había recibido el año último la medalla de oro de la Academia de Arquitectura francesa.

De esta manera Wang se unió al selecto grupo de arquitectos premiados con el Pritzker, conformado entre otros por la anglo iraquí Zaha Hadid; la japonesa Kazuyo Sejima; el mexicano Luis Barragán; los brasileños Oscar Niemeyer y Paulo Mendes da Rocha; y el portugués Eduardo Souto de Moura.