Nueva York. Un retrato de Diego Rivera de una niña de 10 años, con la cabeza hacia un lado y mirada cautelosa, encabezaría las subastas de arte latinoamericano de esta semana, donde también se esperan buenos resultados de obras con un matiz surrealista de otros artistas.

La pintura de 1939 "Niña En Azul y Blanco", que retrata a una niña con un vestido indígena cubierta por un chal gigante, podría venderse por hasta US$6 millones en Sotheby's.

"Se destaca en la pintura en un paisaje que es como un cielo de (Claude) Monet (...), a quien conoció en París", dijo la especialista de Sotheby's Carmen Melian acerca de las pinceladas blancas, rosas y violetas que forman el fondo.

Las leyes de patrimonio nacional mexicanas prohíben la exportación de obras de Rivera, lo que incrementa el valor de sus trabajos vendidos en el exterior.

Las ventas latinoamericanas también podrían beneficiarse de las subastas récords celebradas en Nueva York a principios de mayo, lideradas por la venta por US$120 millones de "El Grito" de Edvard Munch, que representó el máximo precio conseguido por una obra de arte en un remate.

"El efecto expansivo de 'El Grito' trae optimismo a todas las categorías del mercado", dijo Axel Stein, vicepresidente de Sotheby's. "Genera una sensación de seguridad que de otra manera fluctúa dependiendo de la temporada y las situaciones económicas", agregó.

Virgilio Garza, jefe de arte latinoamericano de Christie's, se mostró de acuerdo.

"El mercado está muy energizado. Siempre ayuda tener como antecedente ventas tan exitosas, al menos el entusiasmo se derrama hacia nosotros", opinó.

Christie's estima una venta total de entre US$22 y US$31 millones el martes y miércoles y Sotheby's cree que podría recaudar más de US$35 millones el miércoles y jueves.

Los coleccionistas de arte surrealista podrían disputar obras del cubano Wifredo Lam, el chileno Matta y la británico-mexicana Leonora Carrington, que vivieron en París en la década de 1930 y fueron influidos por el surrealismo.

Lam fusiona lo surrealista con la religión santería en Cuba. Como el vudú haitiano, la santería tiene sus raíces en deidades yoruba africanas como Ora, homónimo de su pintura de 1944 "Oya/Divinité de l'Air et de la mort", que Sotheby's espera vender por un valor de US$2 a US$3 millones.

La máxima apuesta de Christie's es el trabajo de Matta "La revolte des contraires", del mismo año, con el que prevé recaudar entre US$1,8 y US$2,5 millones.

"Es un paisaje mental, esta idea de la mente como un espacio que está continuamente cambiando", dijo Garza.

"La Cuna", de Carrington, podría venderse por un valor de US$1,5 a US$2 millones. La obra de 1945 está hecha de madera, tela y cuerda y su pieza central es un pequeño bote decorado con toques surrealistas, como un ave tocando un arpa.