Holguin. El Partido Comunista de Cuba (PCC) renovará su cúpula durante un congreso en abril donde se espera sea relevado su líder histórico Fidel Castro, dijeron fuentes cercanas a la organización.

Castro, de 84 años, retiene el título de primer secretario del PCC, pero ha dicho que delegó sus atribuciones. Sin embargo, su relevo oficial de su último cargo de liderazgo sería un paso simbólicamente importante hacia una nueva era en la isla que él gobernó durante casi medio siglo.

El presidente Raúl Castro, como segundo secretario del PCC, está en línea para suceder a su hermano mayor como principal líder de la única fuerza política autorizada en Cuba, como hizo cuando Fidel enfermó y renunció a la presidencia en febrero de 2008.

Pero como actualmente no hay otros miembros de la familia Castro en posiciones de liderazgo, por primera vez desde la fundación del PCC en 1965 el cargo de segundo secretario deberá ser ocupado por alguien con otro apellido.

Como primer y segundo secretarios, los hermanos Castro encabezan el Comité Central que dirige el PCC, cuya renovación era esperada durante una conferencia a fines de 2011.

Sin embargo, la votación fue anticipada para abril porque los estatutos del PCC establecen que debe ser hecha durante un congreso, por eso la necesidad de definir la posición de Fidel Castro, dijeron las fuentes.

El Comité Central elige el poderoso Buró Político del PCC y su Secretariado ejecutivo, donde también se esperan numerosos cambios, añadieron las fuentes.

Gobiernos, analistas y la población esperan que los cambios en el liderazgo den alguna pista sobre quién reemplazará a los hermanos Castro y otros veteranos líderes en el poder desde la revolución de Fidel Castro en 1959.

La renovación del liderazgo ocurre en momentos en que Cuba emprende importantes reformas económicas que el presidente Raúl Castro, de 79 años, considera necesarias para garantizar la supervivencia del sistema comunista.

Modernizar la economía. Castro ha dicho que la principal tarea del congreso programado para abril, el primero desde 1997, es adoptar oficialmente reformas para modernizar la economía de estilo soviético de Cuba.

La Constitución cubana describe al PCC como "la fuerza dirigente superior de la sociedad y el Estado".

Las únicas pistas públicas sobre la nueva agenda del congreso fueron dos reportajes publicados en la prensa oficial sobre la elección de los pre candidatos al Comité Central, que serían confirmados en el congreso en abril.

Pese a las expectativas sobre su reemplazo, Fidel Castro, que ha estado en un segundo plano desde que fue apartado del poder por un problema intestinal en julio del 2006, tiene partidarios que creen que debería seguir como líder del PCC.

Tanto él como Raúl Castro fueron nominados como candidatos en votaciones a mano alzada realizadas por el partido en las provincias.

"Hay muchas personas en el partido que quieren que Fidel siga, pero creo que al final crearán un puesto especial para él", dijo un militante del PCC que pidió no ser identificado.

Pero no todos dentro del PCC piensan igual. Otro militante dijo que no hay motivos para que Fidel Castro sea relevado, dado que todavía es el mejor pensador estratégico de Cuba.

La enfermedad de 2006 requirió cirugía de emergencia y derivó en complicaciones que, según Fidel Castro, casi lo tuvieron al borde de la muerte.

Cuando renunció a la presidencia, Fidel Castro dijo que ya no estaba más en condiciones de ocuparse de los asuntos cotidianos del país.

Pero escribe regularmente columnas en Internet y es consultado sobre las grandes decisiones de Estado. Además, sigue siendo miembro del Parlamento, aunque no participa en sus sesiones desde que enfermó.

Tras cuatro años alejado de la vida pública, Castro reapareció el verano pasado y desde entonces sostiene esporádicos encuentros con profesionales y visitantes, cuyas imágenes son a veces transmitidas por la televisión estatal.