Tegucigalpa. La Fiscalía contra la Corrupción se encuentra lista para aportar las pruebas en contra del ex presidente Manuel Zelaya.

Este viernes la Corte de Apelaciones declaró sin lugar un recurso interpuesto por la Procuraduría General (PGR).

Se impugnó las resoluciones emitidas por el juez Claudio Aguilar de admitir personamiento de la PGR y nombramiento de defensores, argumentando que era incompetente.

El fallo implica que los dos expedientes que contienen los juicios contra Zelaya retornen al Juzgado Penal y esta a su vez lo remita a la Corte Suprema de Justicia (CSJ).

El pleno de magistrados deberá nombrar a uno de sus miembros como juez especial, para conocer la etapa inicial e intermedia de los dos procesos incoados contra Zelaya.

El ex mandatario es acusado por la Fiscalía contra la Corrupción por el desvío de 57 millones de lempiras para publicidad.

Se le imputa responsabilidad penal por fraude, malversación de caudales públicos, abuso de autoridad y falsificación de documentos públicos.

El fiscal contra la Corrupción, Henry Salgado, dijo que respeta lo resuelto por la Corte de Apelaciones.

Están firmes las resoluciones dictadas por el juez Claudio Aguilar, se respeta el fallo, manifestó el fiscal.

Por tanto la Fiscalía espera que la CSJ nombre a un juez especial para iniciar los procesos.

En primer término el juez especial deberá resolver la petición de defensores públicos de anular los juicios.

A la Fiscalía no le importa qué juez conozca los casos. “Lo que nos importa es que se resuelva el fondo del asunto y que empecemos los casos. Estamos listos con las pruebas para aportarlas al juez”, indicó. Lo que busca la Fiscalía es que se conozca la verdad.

Los juicios podrían no iniciar si la PGR interpone un recurso de amparo contra lo resuelto por la Corte de Apelaciones.

En segundo lugar, que los juicios no inicien por la ausencia del imputado. El fiscal aseguró que los procesos están bien fundamentados, sin vicios de nulidad.