Bogotá. El industrial Julio Mario Santo Domingo, el segundo hombre más rico de Colombia y quien construyó un imperio de más de 100 empresas que se extendió a la industria cervecera, la aviación, la banca y los medios de comunicación, murió este viernes en Nueva York.

Fuentes allegadas a la familia del industrial dijeron que su fallecimiento fue consecuencia de una "penosa enfermedad", sin entregar más detalles.

El hombre de negocios, de 87 años y quien tuvo tres hijos, tenía una fortuna estimada en 8.400 millones de dólares, según la edición de marzo de la revista Forbes, que lo ubicó en el puesto 108 a nivel mundial y como el segundo más rico en Colombia, después del banquero Luis Carlos Sarmiento.

Sus inversiones incluyeron la industria cervecera, la aeronáutica, la automotriz, la de alimentos y bebidas, los medios de comunicación, los seguros, la banca, el cine y las telecomunicaciones.

El grupo Santo Domingo, que presidió por varios años el empresario, fue propietario de las grandes compañías generadoras de empleo en Colombia, como la aerolínea Avianca, la cervecera Bavaria, la aseguradora Colseguros, el Banco Comercial Antioqueño, Caracol Radio y Televisión, el diario El Espectador y la empresa de telefonía móvil Celumóvil.

En 2005 realizó una transacción financiera en la que la cervecera Bavaria se fusionó con SABMiller.

En esa operación, valorada de unos US$8.000 millones , Santo Domingo adquirió el 15,1% de SABMiller, convirtiéndose en el segundo accionista de la segunda cervecera más grande del mundo.

El empresario también se destacó por tareas filantrópicas a través de una fundación que lleva su nombre.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, lamentó la muerte del hombre de negocios y destacó su aporte al desarrollo de la quinta economía de América Latina y la generación de empleo del país.

"Lamentamos mucho su muerte (...) realmente es una gran pérdida y lamentamos esta triste noticia", dijo Santos en un acto de gobierno en la caribeña ciudad de Cartagena.