Lima. Al menos dos miembros del grupo guerrillero peruano Sendero Luminoso murieron este domingo tras un enfrentamiento con militares en una zona andina del sur de Perú donde los rebeldes operan en alianza con narcotraficantes, dijo el Ejército.

El choque se produjo cerca de las 17.45 hora local (2245 GMT) en la localidad de Ayacucho, ubicada dentro de la llamada región del VRAE -uno de los bastiones de la guerrilla y el narcotráfico-, precisó el Ejército en un comunicado.

"Patrullas de las Fuerzas Armadas se enfrentaron con una columna de terroristas (...) como consecuencia del enfrentamiento fallecieron dos narcoterroristas y se presume que haya varios heridos", afirmó el Ejército.

El Gobierno del presidente Alan García lanzó una ofensiva en las localidades donde opera la guerrilla, en un intento por contener un rebrote de la violencia, pero en más de un año el saldo es de unos 50 militares y policías muertos en enfrentamientos o ataques rebeldes.

Asimismo, la policía y funcionarios antidrogas reiniciaron en enero un programa de reducción de los cultivos de la hoja de coca. Perú es uno de los mayores productores y exportadores de cocaína del mundo.

Perú enfrentó durante dos décadas una sangrienta lucha contra la guerrilla de Sendero Luminoso, en la que murieron o desaparecieron unas 69.000 personas, según cifras oficiales.

Durante su apogeo, Sendero Luminoso -que inició su lucha armada en mayo de 1980- empuñaba una ideología maoísta y buscaba instaurar un Estado comunista en Perú.

Pero con su desmantelamiento tras la captura en 1992 de su líder Abimael Guzmán, una facción remanente del grupo se ha convertido en aliada del narcotráfico que le provee armas, municiones y alimentos.

Analistas afirman que los ataques o emboscadas de los rebeldes aumentarán en los próximos meses, a medida de que se acercan las elecciones regionales en octubre y los comicios presidenciales en el primer semestre del 2011.

En medio de la lucha para erradicar los remanentes de la guerrilla, Estados Unidos ofreció recientemente una recompensa de 5 millones de dólares a quienes ayuden a capturar a dos líderes de Sendero Luminoso.

Ello en el marco de un programa antinarcótico de Estados Unidos, que recompensará a quien brinde información de Florindo Flores, alias "Artemio", y de Víctor Quispe Palomino, alias "José".