El Instituto Nacional de Estadística y Censos de Costa Rica (INEC) certifica que la nación centroamericana tiene 4.301.712. El dato revela que en los últimos 10 años se ha estancado, relativamente, el crecimiento de la población.

El INEC publicó los resultados del X Censo Nacional de Población y VI de vivienda 2011, y de ellos se desprende que el 51% son mujeres y 49% son hombres.

La tasa de crecimiento anual de la población, según revelan los datos oficiales en una nota publicada por el portal ElFinancierocr.com, bajó de 2.8% (entre 1984 y 2000) a 1.1% en el último censo.

La cantidad de habitantes en el país pasó de 3,810,179 en el 2000 a 4,301.712 en el 2011, para una diferencia de 491,533 personas.

La caída en la fecundidad, un flujo de inmigración más estable y una mayor emigración de costarricenses serían los principales factores que explican el menor ritmo de crecimiento, según el INEC.

Durante la última década los nacimientos pasaron de 19.9 por cada 1,000 habitantes en 2000 a 15.5 nacimiento por cada mil habitantes.

La caída promedio de hijos por mujer es una tendencia que se ha acentuado con el pasar de los años. En 2000, cada mujer daba a luz 2.39 veces en promedio; cifra que cayó por debajo de la tasa de reemplazo – a 1.8 – en 2011.

Las cifras indican una tendencia hacia el envejecimiento de la población, y los nacimientos son insuficientes para reemplazar a aquellas personas que salen de la edad económicamente productiva.

La presión sobre los sistemas de pensiones, los servicios de salud y la menor disponibilidad de la mano de obra son parte de los desafíos que representan este cambio en la estructura poblacional, opinó Jorge Barquero, experto en demografía del Centro Centroamericano de Población.

Por otra parte, los expertos del INEC señalaron la posibilidad de que la emigración de costarricenses haya incrementado, factor que ayudaría a explicar la desaceleración en el crecimiento poblacional.