Santiago. Las posibilidades de hallar con vida a 33 trabajadores atrapados hace una semana en una mina subterránea en el norte de Chile son escasas, admitió el ministro de Minería, Laurence Golborne.

Los dichos del ministro ocurren en medio de los arduos trabajos de máquinas perforadoras y de rescatistas que intentan contactar a los operarios de la mina de oro y cobre San José, que el jueves pasado sufrió un derrumbe en su interior.

"Las probabilidades de encontrarlos con vida son bajas", dijo Golborne la madrugada de este jueves a Canal 13.

El ministro de Minería tiene previsto viajar nuevamente a la mina durante este jueves, luego de que en la víspera se reunió con el presidente Sebastián Piñera para informar los últimos antecedentes de las labores de rescate.

Tras una reunión con el jefe de la cartera de Minería, Piñera destituyó este miércoles a directivos del regulador de la actividad minera y ordenó una intervención del organismo tras el accidente.

Se espera que los mineros estén en un refugio a unos 700 metros de profundidad en la desértica zona de Atacama, mientras brigadas de rescate refuerzan los túneles de la mina para intentar acceder a la zona donde se espera que estén los mineros atrapados.