Bogotá. A siete años y seis meses de cárcel fue condenado el exsenador Mario Uribe, luego de que la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia lo hubiera hallado responsable de mantener vínculos con el Bloque Norte de la Autodefensas.

La corporación comprobó que el primo del ex presidente Uribe estableció una alianza con excomandantes paramilitares como Salvatore Mancuso con el fin de asegurar su presencia en el Congreso de la República en 2002.

Asimismo, el desmovilizado Jairo Castillo Peralta, alias ‘Pitirry’, lo señaló de haberse valido de la presión armada para conseguir tierras a bajo costo en el departamento de Córdoba. Pese a que el expara fue tenido en cuenta como testigo de cargos, no estuvo presente declarante en la etapa de juicio.

Pese a que Uribe atribuía su éxito electoral en esa región al fenómeno político desatado por su primo en las elecciones de 2002, la Corte encontró que no era razonable que el éxito electoral del político, en 2002, no se hubiera repetido cuatro años más tarde, cuando el paramilitarismo ya se había desmovilizado y no tenía presencia en la región Caribe.

El hoy condenado había pedido perdón al país por haberse reunido con Mancuso, pero tanto él como las ex congresistas Zulema Jattin y Eleonora Pineda señalaron que el encuentro sólo tenía el propósito de hablar de paz; no obstante, el mismo ex presidente Álvaro Uribe dijo en versión juramentada que su primo hermano no había adelantado niguna gestión dentro del proceso de paz, pues ni siquiera había sido autorizado por el gobierno para tal fin.

A su turno, la Sala Penal emitió una sanción pecuniaria en contra del dirigente antioqueño por más de 3.400 millones de pesos (US$1.802.280), equivalentes al pago de 6.500 salarios mínimos mensuales vigentes.

Mario Uribe Escobar, además de ser sentenciado por el delito de concierto para la conformación de grupos paramilitares, será sometido a otra investigación penal preliminar por su presunta responsabilidad en la comisión de delitos de lesa humanidad perpetuados por las Autodefensas.