Lima. La ciudad de Quillabamba y el distrito de Santa Teresa en la sur andina región peruana del Cusco fueron declarados en alerta roja al confirmarse seis casos de pacientes con chinkungunya y la presunta del dengue, informó la noche de este miércoles la página virtual del diario El Comercio.

De acuerdo a la información, teniendo como fuente la Dirección Regional de Salud (Diresa) del Cusco, también se ha decretado alerta verde sanitaria en otros establecimientos de salud de la provincia de Quillabamba, tanto para detectar tales enfermedades como darles atención oportuna para evitar su propagación.

La fiebre de chikungunya es causada por el virus del mismo nombre y trasmitida por la picadura de los mozquitos Aedes aegypti y Aedes albopictus, produciendo a los afectados altas temperaturas, dolores musculares, cansancio y problemas visuales.

Según la Dirección General de Epidemiología (DGE) del Ministerio de Salud (Minsa), a nivel nacional hay 18 de las 25 regiones con infestación del vector Aedes aegypti.

El mismo insecto también puede trasmitir el dengue, cuyos síntomas son parecidos al chikungunya: Fiebre alta, dolores de cabeza, musculares y articulares y erupción cutánea, incluyendo manifestaciones hemorrágicas.

Para contrarrestar tales males, se han iniciado campañas de fumigación complementadas con charlas destinadas a la higiene en la vivienda y alrededores y desechar recipientes que pueden servir para almacenar agua, pues las larvas se reproducen en charcos o envases en mal estado.

En septiembre pasado, Minsa dispuso la declaratoria de alerta amarilla en hospitales de Lima y Callao y en seis regiones del interior del país debido al flujo migratorio, tras reportarse 22 casos importados de chikungunya, de los cuales 11 fueron confirmados por el Instituto Nacional de Salud (INS), luego que se detectara en Colombia más de 40 mil pacientes con chikungunya.