Lima. Estados Unidos ofreció una recompensa de US$5 millones a quienes ayuden a capturar a dos líderes de la guerrilla Sendero Luminoso que mantienen vínculos con el narcotráfico, dijo un portavoz de la embajada estadounidense en Lima.

La millonaria recompensa, ofrecida en el marco de un programa antinarcótico de Estados Unidos, se dará a quien brinde información de Florindo Flores, alias "Artemio" y Víctor Quispe Palomino, alias "José".

Artemio y José lideran las zonas remotas del Huallaga y el Valle del Río Apurímac y Ene (VRAE) respectivamente, en la selva de Perú, donde se encuentran los mayores centros de producción de cocaína y cultivos de hoja de coca.

La decisión del Departamento de Estado estadounidense de incluir a ambos guerrilleros en su Programa de Recompensa Antinarcóticos, se da días después de que Naciones Unidas informara que Perú superó a Colombia como el mayor productor mundial de hoja de coca, materia base para la cocaína.

"Bajo este programa, hay cinco millones de dólares disponibles por información de esos narcotraficantes", dijo a Reuters el portavoz de la embajada.

La recompensa es muy superior a la que ofreció el Gobierno del presidente Alan García en noviembre del año pasado, que prometió dar un millón de soles (unos US$354.000) por información que ayude a capturar a Artemio y José.

Durante su apogeo en las décadas de 1980 y 1990, Sendero Luminoso empuñaba una ideología maoísta y buscaba instaurar un Estado comunista en Perú. Pero tras la captura en 1992 de su fundador y líder, Abimael Guzmán, la facción remanente del grupo se convirtió en aliado del narcotráfico.

El Gobierno del presidente García ha llamado a Artemio y José "narcoterroristas". En su administración las fuerzas de seguridad han buscado retomar el control de las zonas del VRAE, que es considerado como el mayor cinturón cocalero del mundo.