Brasilia, Andina. El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010) inicia este miércoles el tratamiento de radioterapia contra el tumor en la laringe, detectado en octubre, y por el cual recibió tres sesiones de quimioterapia.

La asesoría de prensa del Instituto Ciudadanía, organización no gubernamental del ex mandatario, refirió que la radioterapia para destruir totalmente el tumor encontrado debe durar entre seis y siete semanas.

El 13 de diciembre, Lula dejó la clínica Sirio-Libanés tras recibir la tercera y última sesión de quimioterapia y el reporte médico indicó que el tratamiento concluyó "sin intercurrentes".

El doctor Roberto Kalil Filho, responsable del equipo médico, apuntó en conferencia de prensa que los exámenes practicados a Lula confirmaron "un 75% de reducción del tamaño del tumor".

Detectado el 29 de octubre, el tumor presentaba tres centímetros y nivel medio de agresividad.

El 31 de octubre pasado, recordó Prensa Latina, el expresidente brasileño recibió la primera sesión de quimioterapia y la segunda el 21 de noviembre anterior.

Kalil Filho descartó totalmente la posibilidad de una cirugía para retirar el cáncer, que había sido desechada desde el inicio del tratamiento y solo se aplicaría en caso de que el tumor no fuera destruído con las tres sesiones de quimioterapia y una de radioterapia.