El Cairo. Miles de extranjeros esperaban poder tomar un avión este miércoles en el caótico aeropuerto de El Cairo mientras los seguidores y opositores del presidente de Egipto, Hosni Mubarak, se enfrentaban en las calles.

China, Japón, Canadá, Gran Bretaña y Turquía anunciaron en los últimos dos días vuelos adicionales para evacuar a sus ciudadanos.

"El aeropuerto está en un estado de caos; todas las líneas aéreas están luchando para conseguir franjas horarias de aterrizaje y despegue", dijo Mark Briffa, presidente ejecutivo de Air Partner, un proveedor de vuelos charter para empresas, gobiernos y particulares.

"La realidad es que no hay suficiente capacidad adicional en las compañías comerciales para sacar al vasto número de personas que están tratando de salir de Egipto en este momento, y algunas líneas aéreas están suspendiendo en forma intermitente los vuelos hacia y desde El Cairo, lo que reduce aún más la capacidad", dijo en un correo electrónico.

El Gobierno británico informó el miércoles que los ciudadanos que deseen aprovechar su vuelo charter a Londres pagarán 300 libras esterlinas (US$486,4) por asiento.

Un portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores indicó que el precio estaba en línea con una tarifa única estándar y es similar a la cantidad que cobran Estados Unidos, Canadá y un grupo de otros países.

"No es una evacuación ordenada porque hay disponibles vuelos comerciales", dijo el portavoz. "El vuelo es simplemente para complementar la capacidad existente", agregó.

El toque de queda durante la noche también ha afectado la capacidad, ya que algunas líneas aéreas, incluyendo la alemana Lufthansa, adelantan horarios de vuelos y cambian a aviones Jumbo para satisfacer la demanda.

Calma en el mar rojo. Aunque los operadores de viajes alemanes cancelaron este martes todas las vacaciones a Egipto, Air Berlin dijo que igual volarán los aviones en forma normal este jueves, aún si estuvieran vacíos, para recoger gente que regresa del país árabe.

Operadores de viajes reportaron que los centros turísticos del Mar Rojo estaban en calma.

TUI, Thomas Cook y Rewe dijeron que sólo habían recibido algunos pedidos para regresar antes de centros turísticos como Hurghada y Sharm El Sheik.

Los operadores británicos de TUI, Thomson y First Choice están repatriando sus 950 clientes de Luxor, donde el Gobierno británico ha aconsejado no viajar.

"Esperamos llevar a la mayoría de ellos a casa hoy", dijo una portavoz.

El turismo es una de las principales fuentes de ingresos extranjeros de Egipto, que abarca más del 11 por ciento del Producto Interno Bruto, y brinda empleos en un país con alto desempleo.

En 2009, cerca de 12,5 millones de turistas visitaron Egipto, generando ingresos por US$10.800 millones.