Campamento Esperanza. Cada centímetro que recorre la cápsula Fénix II aumenta la ansiedad de la familia de Florencio Ávalos, quien será el primer minero rescatado de los 33 que se encuentran atrapados desde el 5 de agosto a 622 metros de profundida en la mina San José.

Mientras veían por televisión el descenso del primer rescatista, el tío de los hermanos Florencio y Hernán Ávalos, Wilson Ávalos resumió lo que están viviendo tofos los familiares apostados en el campamento Esperanza.

“Este es un momento muy angustioso, muy emocionante, pero hay que tomarlo con calma. Cuando salga (Florencio) desataremos todos los sentimientos. Ahí gritaremos, vamos a reventar, vamos a ser felices”, dijo muy afectado a ADN Chile.

El momento del primer rescate se espera para cerca de la medianoche, pues la tarea del rescatista Manuel González será entregar un detallado informe sobre el estado del ducto y la zona del refugio donde permenecen los mineros hace 69 días.