Bogotá. Jefe del Comando Conjunto del Pacífico, Jairo Antonio Erazo confirmó que el menor de 12 años que falleció durante el bombardeo a un campamento del frente 48 de las FARC, es de origen colombiano y no ecuatoriano como se había informado el pasado lunes.

Según el alto oficial, el menor de edad fallecido, cuya identidad se mantiene bajo reserva en atención a la Ley del Menor, tenía en su poder la tarjeta de identidad número 9502212803, expedida por la Registraduría Nacional del Estado Civil en Ipiales, Nariño.

Sin embargo, las autoridades no descartan que el niño tenga las dos nacionalidades, ya que en sus pertenencias se halló una tarjeta de ciudadano refugiado expedida por el ministerio de Relaciones Exteriores del gobierno ecuatoriano, radicada con el número 810153101-4.

El menor resultó herido junto a otro guerrillero joven tras un bombardeo en Nariño contra el campamento del frente 48 del grupo guerrillero, en el que murieron 14 subversivos.

El campamento de las FARC fue descubierto en una zona rural de Ipiales, cerca de la frontera con Ecuador, después de que la Policía realizase labores de inteligencia.

Tras el bombardeo y el ingreso al lugar de tropas y comandos Jungla -unidad policial de elite- fueron hallados los cadáveres de 14 guerrilleros.

Los cuerpos de los guerrilleros muertos en el bombardeo fueron trasladados a la ciudad de Ipiales, donde serán sometidos al proceso de identificación por parte de Medicina Legal.

En el campamento se hallaban unos 35 miembros del frente 48 al mando de alias "Euclides", sindicado de tráfico de estupefacientes y responsable del envío de cerca de 25 toneladas de cocaína a Centroamérica y Europa, añadieron las fuentes.

Las Fuerzas Militares condenaron enfáticamente la vinculación de menores de edad en las filas de las FARC y, en particular, la situación de este niño que fue reclutado a la fuerza pese a tener el estatus de colombiano refugiado en Ecuador.