Lima. No existe un fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya que no se ajuste a derecho, subrayó este lunes el excanciller y coagente del Estado peruano ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, José Antonio García Belaunde.

A propósito de la próxima sentencia del máximo tribunal de Naciones Unidas sobre el diferendo marítimo entre Perú y Chile, explicó que el derecho es lo primero que establece esa instancia, antes de cualquier otra consideración, en sus resoluciones.

"Lo primero que hace la corte es fijar el derecho, no puede haber ningún fallo que no se ajuste a derecho (...) En el desarrollo de la sentencia la corte busca generar paz, no solo reconocerle a uno la titularidad del derecho sino además generar paz, pero primero reconoce el derecho", puntualizó.

Manifestó, asimismo, que si bien resulta difícil estimar cuánto tiempo puede tomar la implementación de la sentencia, hasta que esta no se conozca, sumado a los temas legales internos que deben modificarse, se mostró convencido de que se acatará lo que dicte el tribunal.

"No tengo dudas que se va a acatar, como se está empezando a acatar el fallo entre Nicaragua y Colombia. No hay un ningún país que haya desacatado los fallos de La Haya", expresó el diplomático en RPP.

Recordó, además, que un eventual incumplimiento tiene un costo para un país que opta por esa vía ante los países con los que tiene contratos, acuerdos de libre comercio o promoción de inversiones.

Buen ambiente. García Belaunde resaltó el buen ambiente que se ha desarrollado entre Perú y Chile en los últimos años, en vista del trabajo de ambos gobiernos destinado a crear condiciones favorables para la implementación de la sentencia, cualquiera que esta sea.

"No es que se termina el fallo y cada uno a su casa, sino que seguirá el proceso de acercamiento", dijo al recordar que este acercamiento se ha dado tanto en el sector académico, empresarial y de sindicatos.

Señaló que si bien el momento político interno del Perú se muestra crispado, "nadie discute la posición del Perú (sobre la demanda marítima), la manera cómo se llevó el proceso y la necesidad de estar unidos y la posición de respeto al fallo".

"Hay que tener en cuenta que se debe esperar el fallo tranquilamente, serenamente y convencidos de que lo único que queda hacer es acatarlo, nada más", añadió.

El excanciller saludó también el acuerdo entre los ministerios de Relaciones Exteriores de ambos países para que, tras la lectura del fallo, sus presidentes hablen al mismo tiempo y no parezca que uno responde a otro.

La lectura del fallo sobre el diferendo marítimo con Chile por parte de la Corte de La Haya será el 27 de enero a partir de las 09:00 horas (hora peruana).