Kampala. El Gobierno de Uganda ha acudido a Internet para corregir una "falsa impresión" sobre el país que dice ha creado una campaña online respaldada por famosos estadounidenses para perseguir al señor de la guerra huido Joseph Kony.

Uganda, que está dirigiendo esfuerzos para encontrar al supuesto criminal de guerra cuyo perfil mundial se disparó después de que un vídeo de YouTube se hiciera viral, quiere demostrar al mundo que Kony no está en el país y que está haciendo todo lo posible para encontrarlo.

Buscado por la Corte Penal Internacional, Kony está acusado de secuestrar a niños para usarlos como soldados y esclavos sexuales, y se dice que le gusta amputar extremidades.

Después de fundar su Ejército de Resistencia del Señor (LRA) en la década de 1980, Kony aterrorizó a gran parte de Uganda, pero su reinado de terror ha disminuido desde 2005 y ahora se cree que manda a sólo unos pocos cientos de seguidores, repartidos en remotos escondites en la selva en países vecinos.

"La campaña de Kony 2012 no deja claro un punto crucial. Joseph Kony no se encuentra en Uganda", dijo el primer ministro Amama Mbabazi en un vídeo de 9 minutos publicado en YouTube.

"Uganda no está en conflicto. Uganda es un país moderno, desarrollado que disfruta de paz, estabilidad y seguridad", dijo, insistiendo en que el vídeo Kony 2012 no representaba la situación actual en la nación del este africano.

El vídeo realizado por el cineasta afincado en California Jason Russell ha sido visto por decenas de millones de personas, promocionado en Twitter con etiquetas como #Kony2012 y respaldado por famosos de la talla de Justin Bieber, George Clooney y Oprah Winfrey.

Russell, co-fundador del grupo Invisible Children, fue hospitalizado el jueves por "agotamiento, deshidratación y desnutrición", derivados de la carga emocional de las últimas semanas, dijo el grupo.

La policía de San Diego dijo que había detenido a un hombre "que actuaba de forma extraña, corriendo hacia el tráfico" y lo había llevado a un hospital.

El video de Russell se convirtió en una sensación en Internet, acumulando cerca de 80 millones de visitas en YouTube y difundiendo las atrocidades cometidas por el LRA, incluyendo el secuestro de niños para obligarles a luchar.

Mbabazi dijo que Uganda estaba tras la pista de Kony. "Todos ustedes pueden estar seguros de que el Gobierno de Uganda es muy consciente del grave daño que ha causado a nuestro pueblo Joseph Kony y el Ejército de Resistencia del Señor. No necesitamos un logrado vídeo en YouTube para que tomemos nota".

Mbabazi también acudió a Twitter para invitar a los famosos apuntados por Invisible Children en su vídeo para difundir la concienciación sobre Kony a venir a Uganda y ver el país por sí mismos.

"Como primer ministro de Uganda, les invito a visitar la Perla de África y ver la paz que existe en nuestro maravilloso país", escribió en tuits a famosos, como Ryan Seacrest, Taylor Swift y Warren Buffett usando la etiqueta # KonyisntinUganda.

Al anunciar la creación de una fuerza militar de cuatro países para intensificar la búsqueda de Kony el viernes, el ministro de Defensa de Uganda dijo que el LRA se había reducido a una fuerza de entre 200 y 250 combatientes divididos en grupos de alrededor de 10 y 20 en la República Democrática del Congo, el sur de Sudán y la República Centroafricana.