Washington. El Gobierno de Estados Unidos planea compilar el historial en las redes sociales de casi todos los que buscan entrar al país, según propuestas del Departamento de Estado que son parte de la política de "investigación exhaustiva" del presidente Donald Trump.

A la mayoría de los inmigrantes y no inmigrantes solicitantes de visas, aproximadamente 14,7 millones de personas, se les pedirá revelar en un formulario todas las identidades en redes sociales utilizadas en los últimos cinco años, información que se usará para investigarlos e identificarlos, según las propuestas.

El Departamento de Estado dará a conocer las propuestas más tarde este viernes, buscando la aprobación de la Oficina de Gerencia y Presupuesto.

Las propuestas apoyan las promesas de campaña hechas por Donald Trump durante su exitosa campaña para llegar a la presidencia de Estados Unidos en 2016, relativas a tomar medidas enérgicas contra la inmigración ilegal por razones de seguridad y su llamado a realizar una "investigación exhaustiva" a los extranjeros que entran al país.

El Departamento de Estado dijo que no tiene la intención de pedir rutinariamente a la mayoría de diplomáticos y funcionarios extranjeros que soliciten visas su información en las redes sociales.

Si se aprueba, las personas que pidan visas también deberán presentar los números de teléfono usados en los últimos cinco años, además de las direcciones de correo electrónico y su historial de viajes internacionales durante ese periodo.

Se les preguntará también si han sido deportados o expulsados ​​de algún país y si familiares han participado en actividades terroristas, dijo el Departamento de Estado.

Los tribunales han vetado las primeras dos versiones de las normativas de viajes a Estados Unidos de Trump y la versión actual tiene un alcance menor. La Corte Suprema considerará su legalidad en la primavera boreal y se espera una decisión en junio.