Roma. La proliferación mundial de incendios podría acelerar el proceso de calentamiento global, concluyó una investigación de la Organización de la Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Según el organismo, en su gran mayoría se trata de siniestros ocasionados por el hombre, por lo que pidió a los países que supervisen las emisiones de los incendios forestales, además de estudiar estrategias integrales para combatirlos.

"Las causas de los megaincendios son antropogénicas principalmente, y el cambio climático probablemente los intensifica, pero ahora se sospecha que también forman un círculo vicioso que acelera el calentamiento del planeta",  señaló Pieter van Lierop, oficial forestal de la FAO. 

Asimismo, el vocero indicó que se trata de un asunto "urgente" debido a la frecuencia cada vez mayor de estos sucesos, y las proyecciones adversas del clima, que pronostican temporadas más cálidas y secas.

Las conclusiones formaron parte del informe "Resultados y consecuencias de una evaluación mundial a grandes rasgos de algunos megaincendios forestales", el cual estudió casos recientes en Australia, Botswana, Brasil, Indonesia, Israel, Grecia, Rusia y los Estados Unidos.

En el caso de los incendios en zonas tropicales, los desechos de madera, ya sea de tala y de producción agrícola fueron causas que contribuyeron a los siniestros.

Entre lo factores climatológicos el calor, la sequía y el viento fueron las causas naturales más reiteradas en los diversos casos.

La FAO destacó los casos del estado de Florida (EE.UU) y Australia Occidental, quienes gracias a sus planes de prevención, atenuación y extinción, permitieron minimizar los daños y pérdidas relacionados a estos eventos.